Publicidad

CAMPAÑA DE SENSIBILIZACIÓN DE LA FUNDACIÓN ESPAÑOLA DE LA TARTAMUDEZ

Nota de Prensa:

La Fundación Española de la Tartamudez, en colaboración con el Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales, presentó el pasado lunes, 27 de octubre, en Madrid, coincidiendo con el Día Internacional de la Tartamudez, la campaña "Déjanos hablar".

Se trata de una iniciativa de sensibilización ciudadana sobre esta dificultad en la fluidez del habla que padecen alrededor de 800.000 personas en España, lo que equivale al 2 % de la población adulta y al 5 % de los niños.

El fin que se persigue con esta actuación, que se apoyará en la emisión de anuncios en prensa escrita, radio y televisión a lo largo del mes de noviembre, es informar y concienciar a padres, docentes, profesionales de la salud y público en general sobre la naturaleza de la tartamudez y las necesidades de los tartamudos.

Según la organización promotora de la campaña (TTM-España), el desconocimiento general acerca de la tartamudez, disfunción que suele presentarse entre los 2 y los 5 años, provoca, además de la automarginación de quien la padece, la dificultad para buscar medidas que contribuyan a prevenir su aparición y a controlarla una vez que se presenta.

La campaña de sensibilización ciudadana ha sido creada por la agencia DEC, que colabora de manera altruista con el proyecto, y consta de diferentes piezas publicitarias concebidas para prensa, radio y televisión.

El eje argumental es la discapacidad, tratada desde el punto de vista de quien ha de comunicarse con una persona tartamuda, haciéndole sentir como se sienten los afectados por esta dificultad en el habla cuando intentan comunicarse y expresarse.

Según los creadores de la campaña, el problema de la tartamudez en el día a día no está tanto en quien habla, sino en quien escucha, por lo que el concepto de la misma se resume en una frase: se debe saber escuchar a las personas tartamudas y dejarlas hablar.

Algunas piezas de la campaña han sido concebidas especialmente para sensibilizar a los padres de niños que empiezan a tartamudear, advirtiéndoles de la importancia de la detección precoz de este problema para poder corregirlo a tiempo.

A este respecto, resulta interesante recordar que la tartamudez comienza a presentarse, casi en un 80 % de los casos, entre los 2 y 5 años y normalmente es gradual, aunque también puede ser repentina. Entre un 3 y un 5 % de niños en edad preescolar se ven afectados por este problema, frente al 0,7 o 1 % de la población general.

Te recomendamos

FOA Madrid 2020

Hootsuite

Outbrain

Adecco

Compartir