líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Lanzan una campaña "fake" de Barbie (y algunos medios se la creen)

¿Greta Thunberg metamorfoseada en Barbie? La campaña "fake" que se la cuela a los medios

Esther Lastra

Escrito por Esther Lastra

La campaña "fake" aseguraba que todos los juguetes de Mattel (incluida la famosa muñeca Barbie) estarían felizmente emancipados del plástico en 2030.

Aunque están preparados a bote pronto para navegar en aguas infestadas de «fake news», los periodistas no pueden evitar a veces ahogarse en el mar de la desinformación. Algunos medios mordieron este martes el anzuelo de una elaborada campaña «fake» que aseguraba que todos los juguetes de Mattel (incluida la emblemática muñeca Barbie) estarían felizmente emancipados del plástico en 2030 y que la compañía lanzaría «EcoWarriors», una nueva línea de muñecas biodegradables elaboradas con materiales respetuosos con el medio ambiente como los hongos, las algas y la arcilla.

La campaña, emprendida por un grupo activista que se hace llamar Barbie Liberation Organization, incluía una serie de comunicados de prensa y anuncios que provenían supuestamente el gigante juguetero Mattel. El grupo activista ha querido capitalizar el «hype» que aletea actualmente en torno a la película Barbie para llamar la atención sobre el uso de plásticos en los juguetes.

En uno de los falsos anuncios nacidos al calor de esta campaña «fake» la actriz y activista medioambiental Daryl Hannah pasea por una pintoresca playa, donde recoge una vieja muñeca Barbie depositada sobre la arena.

Si no visualizas correctamente el vídeo embedded, haz clic aquí

«Barbie y yo tenemos aproximadamente la misma edad, pero ella nunca morirá», dice Hannah, al tiempo que enfatiza que hay más de mil millones de muñecas de plástico abandonadas en vertederos y en canales de agua.

Otro de los spots de mentirijillas coloca bajo los focos a una serie de muñecas hechas a imagen y semejanza de activistas medioambientales como Greta Thunberg y Daryl Hannah. En el anuncio las muñecas incursionan provistas de unas tenazas en una instalación del gigante petrolero Shell.

Si no visualizas correctamente el vídeo embedded, haz clic aquí

En vista del revuelo ocasionado por la acción, Mattel tuvo que salir a la palestra para recalcar que la campaña era falsa y no tenía nada que ver con la marca. La multinacional estadounidense denunció además que los activistas de Barbie Liberation Organization habían creado webs falsas que simulaban ser de Mattel.

Algunos medios como People, The Washington Times o MarketWatch se hicieron eco de la campaña sin apercibirse de que era falsa. No obstante, los medios afectadores terminaron retirando más tarde los artículos directamente emparentados con la campaña «fake». The Washington Times publicó incluso una nota admitiendo su error.

Los creadores de las campaña enfatizan que su acción no promueve la desinformación

Por su parte, el grupo activista parapetado tras la campaña, Barbie Liberation Organization, califica su acción de eminentemente satírica y subraya que su intención fue siempre informar a la gente en última instancia de que Mattel no estaba detrás de esta acción. «Se trata de un tipo de acción totalmente opuesta a la desinformación», asegura Mike Bonano, activista de Barbie Liberation Organization, en declaraciones a The New York Times.

«Contra lo que estamos luchando en esta campaña es contra medio siglo de desinformación por parte de la industria del plástico y las empresas de combustibles fósiles, que están tratando de convencer a la gente de que reciclar es una solución realmente viable al problema de los residuos plásticos», dice Bonano.

La campaña critica, de hecho, el rol desempeñado por Mattel en la polución emanada de los residuos plásticos al utilizar este material en la fabricación de sus juguetes y muñecas.

El gigante juguetero no tiene intención (al menos por ahora) de renunciar al plástico en la fabricación de sus productos, pero el año pasado anunció que se había propuesto reducir en un 25% el plástico en el «packaging» de sus juguetes de cara al año 2030. Mattel se ha marcado asimismo como objetivo «utilizar materiales plásticos 100% reciclados, reciclables y de origen bio».

Esta es la segunda vez que Barbie Liberation Organization pone en la picota a Mattel, que ya fue atacada por este grupo activista en 1993 (en aquella ocasión a cuenta de los clichés de género supuestamente promovidos por la compañía).

 

Las marcas del sector "Belleza e Higiene" mantienen su apuesta por la publicidadAnteriorSigueinteDesperados invita a bailar a sus fans con una nueva app de recompensas para ganar premios únicos

Contenido patrocinado