líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Marketing y PublicidadAuriculares "ProtecSet" desarrollados por Mobily y MullenLowe MENA

Mobily y MullenLowe MENA crean unos auriculares que envejecen la voz de los niños

En esta campaña la voz de los niños envejece para mantener a raya a posibles depredadores

Mobily y MullenLowe MENA han sumado fuerzas para desarrollar ProtectSet, un set de auriculares que cambia automáticamente las voces de los niños para que suenen menos infantiles.

Los niños hincan el diente al universo de los videojuegos a muy corta edad y al hacerlo interactúan también otros jugadores, lo cual preocupa inevitablemente a sus padres que temen que sus retoños puedan ser potencialmente víctimas de adultos con malas intenciones parapetándose tras la excusa del «gaming».

Con esta idea en mente, Mobily y la agencia MullenLowe MENA han sumado fuerzas para desarrollar ProtectSet, un set de auriculares que cambia automáticamente las voces de los más pequeños de la casa para que suenen menos infantiles y mermen así las posibilidades de que potenciales depredadores traten de acercarse a ellos con malas intenciones.

Si no visualiza correctamente el vídeo embedded, haga clic aquí

Aunque esta tecnología no ataja completamente de raíz la exposición de los menores de edad a adultos malintencionados en el universo del «gaming» (cualquiera que suficientemente curioso puede acabar detectando el ardid), estamos sin lugar a dudas ante una invención sumamente interesante. Así y todo, y sin otros métodos como advertir a los niños de los peligros que les aguardan en los videojuegos, animarles a jugar siempre con personas conocidas y limitar el tiempo que dedican al «gaming», ProtectSet parece un invento condenado necesariamente a quedarse corto.

Sin embargo, ProtectSet podría ser también potencialmente interesante para otras personas no necesariamente menores de edad que precisan de la tecnología de distorsión de voz de este «gadgets» para evitar revelar determinados aspectos de su identidad (el género, por ejemplo).

Muchas mujeres evitan, por ejemplo, utilizar el micrófono en determinadas comunidades de «gaming» para sortear posibles abusos. Y también algunos jugadores transgénero optan por idéntico proceder por el mismo motivo.

Por qué rezarle a San Publicito no sirvió de nada en 2020AnteriorSigueinte¿Deben los marketeros regalarle los oídos (sí o sí) a Clubhouse?

Noticias recomendadas