líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Censurada en Australia la última campaña de Honey Birdette por mostrar pezones femeninos

La campaña expone a varias parejas homosexuales desnudas y pintadas con los colores LGTBIQ con motivo del "Mardi Gras" de Sydney, y ha sido censurada por Ad Standards

Honey Birdette campaña pezones

La marca de lencería femenina Honey Birdette ha desvelado recientemente su última campaña publicitaria, creada específicamente con motivo del “Mardi Gras” 2020, el famoso carnaval celebrado en Nueva Orléans. Eso sí, la compañía ya ha comunicado de igual forma que la campaña no ha quedado exenta de polémica, tras llamar la atención de Ad Standards, la agencia reguladora de la publicidad en Australia, por el contenido de la misma.

La atrevida campaña ha salido a la luz bajo el título “Fluid”, y cuenta con la participación de miembros de la comunidad LGTBIQ que posan completamente desnudos, con sus cuerpos entrelazados y cubiertos por completo con los colores del arcoíris que caracterizan la bandera del orgullo. De este modo, el anuncio muestra a varios individuos, incluyendo a la propia fundadora de Honey Birdette, Eloise Monaghan, y su esposa Natalie, ofreciendo un desnudo integral para el rodaje. Además, para reforzar su mensaje, la campaña coincide con la celebración del “Mardi Grashomosexual organizado en Sydney para el próximo 29 de febrero.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

We will stand out and we will stand proud ? #FLUID COMING SOON! #honeybirdette

Una publicación compartida de Honey Birdette (@honeybirdette) el

La célebre pareja, junto al resto de protagonistas, aparece en el anuncio cubriendo sus partes íntimas, aunque dejan al descubierto sus pezones. Un anuncio que fue emitido en Australia en primer lugar, antes de que viese la luz en Reino Unido y en Estados Unidos. Desafortunadamente, como sucede en ocasiones en redes sociales, la compañía ha afirmado que fue “forzada” a censurar los pezones en el anuncio debido a las restricciones publicitarias impuestas en Australia. Independientemente, el anuncio debutará sin censura ninguna en el resto de países.

Este incidente ha sido descrito por Monaghan como “terriblemente preocupante”, mientras Ad Standard ha procurado explicar que los pezones pueden ser mostrados en anuncios exteriores en caso de tratarse de pezones masculinos. “La comunicad australiana no considera que la exposición de los pezones masculinos conlleve cargas sexuales o sea ejemplo de desnudez inapropiada” aseguran desde la agencia. Tristemente, como sucede en buena parte del mundo y de internet, los pezones femeninos sí que pertenecen al imaginario sexual de la población.

Monaghan volvió a referirse a este asunto, mostrando su descontento e intentando encontrar una explicación coherente a la censura. Para la máxima dirigente de Honey Birdette, el anuncio puede haber sido objeto de cierta “venganza” o haber sufrido las consecuencias de mostrar escenas explícitas de besos entre parejas homosexuales. A su vez, explicó que la campaña no surgió con la intención de crear controversia o suscitar polémicas, sino para celebrar el amor.

 

Ocho equipos competirán en la final del Hack for Good 2020AnteriorSigueinte"La gran aportación de InfoAdex este año ha sido la inclusión de datos de las inversiones digitales", C. Ruiz (IKI Media)

Noticias recomendadas