Publicidad

Desmontando los tópicos sobre la publicidad

Desmontando los tópicos sobre la publicidadLa publicidad es una profesión plagada de tópicos. Ya sea por desconocimiento o por confusión, hay cientos de tópicos sobre los publicistas. About.com desmonta a continuación algunos de ellos:

1. La publicidad es una profesión poco ética y honrada
Mucha gente duda de la ética y honradez de la profesión publicitaria simplemente porque sus profesionales tratan de vender determinadas ideas al gran público. Sin embargo, vender una idea no es sinónimo de engañar al consumidor. Además, en la publicidad hay determinadas reglas que no se pueden romper y hay organismos de autocontrol que se encargan de velar por su cumplimiento.

2. Los publicistas ganan mucho dinero
Es cierto que algunos creativos publicitarios tienen sueldos muy elevados. Aun así, son sólo unos pocos los que logran hacerse “ricos” trabajando en este sector. La mayor parte de la gente empieza trabajando en este sector con salarios muy bajos y sólo unos pocos afortunados logran subir a lo más alto del escalafón de las agencias de publicidad.

3. Es muy difícil hacerse un hueco en la industria publicitaria
Hay un sinfín de oportunidades para aquellos que quieren abrirse paso en el sector publicitario. Eso sí, hay que asumir que es imposible llegar a lo más alto del escalafón sin pasar antes por los puestos más bajos de la jerarquía.

4. Trabajar en publicidad es lo mismo que trabajar en relaciones públicas
La publicidad y las relaciones públicas son a menudo etiquetadas como la misma profesión. Aunque ambas industrias pueden caminar de la mano, su enfoque es en realidad completamente diferente. Ser un experto en relaciones públicas no es sinónimo de ser un experto en publicidad y viceversa.

5. Las “grandes” ideas de los publicistas logran siempre imponerse
Por muy “grande” que sea la idea de un creativo publicitario, éste debe asumir que la creación de una campaña de publicidad no es nunca un trabajo solitario. Sus ideas tendrán que pasar siempre por varios filtros, los del cliente y los de su propia agencia de publicidad.

6. La publicidad es una profesión glamourosa y divertida
Es cierto que tomar parte en la creación de una campaña publicitaria es una labor divertida y gratificante. Lo que mucha gente no sabe es que para ultimar un proyecto es necesario trabajar hasta tarde y ampliar incluso la jornada laboral a los fines de semana.

Te recomendamos

Cannes

Regalos Ecology

Experiencias

Atresmedia

Compartir