líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

El fenómeno del adblocking protagoniza el Master of Marketing de la ANA

El auge de los bloqueadores de publicidad se ha posicionado como uno de los grandes quebraderos de cabeza para la industria de la publicidad. Una situación que cada vez preocupa a más editores y anunciantes ante el posible impacto económico que esta práctica puede tener a corto y largo plazo. Un nuevo escenario que ha utilizado como telón de fondo el Masters of Marketing celebrado por la Association of National Advertisers (ANA) celebrado en Orlando.

Una de las conferencias más importantes celebradas por la ANA en la que se ha dado especial atención a temas de relevancia como como el fraude en la publicidad online, el bloqueo de la publicidad o los pagos “secretos”. Eso sí, sobre muchos de estos temas se ha pasado de puntillas señalando muchos expertos que se encuentran trabajando en la búsqueda de soluciones.

“A pesar de que nuestra industria está trabajando en las recomendaciones legales y técnicas tenemos que tragarnos nuestro orgullo y reconocer que el adblocking se ha convertido en el reflejo de la indignación de los consumidores como consecuencia de la interrupción de sus experiencia de usuario”, explica Bob Liodice, presidente y consejero delegado del grupo.

Partiendo de esta base y dentro del marco de esta conferencia también se ha pronunciado al respecto el Interactive Advertising Bureau (IAB) poniendo de relieve algunas sugerencias que pueden ayudar a la industria a avanzar hacia una solución ante el problema del auge del bloqueo de la publicidad online.

“La situación no es buena”, ha destacado a través de un comunicado recogido por Adage Scott Cunningham, vicepresidente de tecnología y operaciones publicitarias de IAB. “Como expertos en tecnología hemos perdido parte de la experiencia de usuario”. Estos son algunos de los consejos que desde IAB han ofrecido para intentar encontrar una solución al fenómeno del adblocking:

-Crear anuncios más pequeños para que su tamaño no influya demasiado en el tiempo de carga de la página entorpeciendo la experiencia del usuario.

-Permitir que la gente pueda optar o no al seguimiento de la publicidad lo que reduce el número de anuncios que podemos encontrar en un site.

-Reducir el impacto con el que en muchas ocasiones la publicidad orientada llega a los usuarios.

“Si somos capaces de ser los mejores en alcance y escala podemos hacerlo igual de bien e incluso mejor en la moderación de la publicidad”, ha dejado claro Cunningham.

La gran mayoría de los oradores y “marketeros” que han participado en la conferencia organizada por la ANA han señalado durante la misma que la industria publicitaria ha cambiado. “Atrás quedaron los tiempos de Don Draper. Ahora tenemos que ofrecer servicios completos”.

Con esas palabras se ha manifestado Jeff Charney, director de marketing de Progressive participante en el evento. Ha destacado la importancia de no perder nunca el “espíritu creativo” ya que este es la base de nuestro trabajo y la herramienta con la que siempre podremos llegar a los consumidores.

También han aparecido sobre el escenario los nuevos modelos de negocio que están experimentando rápidos crecimientos como es el caso de Airbnb o Uber. Sobre los mismos se ha pronunciado Dana Anderson, vicepresidenta senior y CMO de Mondelez que ha apuntado que la clave de su equipo para seguir el ritmo de estas nuevas compañías es trabajar siempre partiendo de la inspiración.

Como no podía ser de otra forma, la sucesión de charlas y ponencias ha acabado derivando en las prácticas desempeñadas por agencias y anunciantes poniendo especial relieve en si estas pueden ser el origen del auge del fenómeno del adblocking. Bradley Jakeman, presidente global del grupo PepsiCo ha criticado algunas de estas actitudes presentes en la industria como los anticuados métodos de medición así como la falta de diversidad.

“Estoy cansado de sentarme en reuniones de agencias con un montón de hombres blancos heterosexuales para hablar sobre cómo vamos a vender productos que serán consumidos por un 85% de mujeres. La innovación no nace de los grupos homogéneos de personas”, ha dejado claro Jakeman.

Partiendo de esta base las agencias están viendo como cada vez los clientes se presentan como más “promiscuos”, trabajando con un variado número de estas en función de la consecución de sus objetivos. Un modelo publicitario que Jakeman considera que se encuentra “contaminado” con una imperiosa necesidad de renovación de la industria publicitaria desde sus cimientos replanteando incluso qué entendemos por publicidad.

 

Facebook entra de lleno en el comercio electrónico con dos nuevos formatos publicitariosAnteriorSigueinteFacebook, bajo el escrutinio de la fiscalía alemana por promover el odio en la red social

Noticias recomendadas