líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Play vídeoMarketing y PublicidadAna Zumalacarregui, directora general de True PR

Entrevista a Ana Zumalacarregui

"La comunicación del futuro va a tener que ser innovadora y flexible", A. Zumalacarregui (True)

Ana Mora

Escrito por Ana Mora

Conocemos la opinión de Ana Zumalacarregui (True) sobre la comunicación del futuro y la tendencia que está marcando la actualidad del sector.

El acelerón de la digitalización y el surgimiento de nuevos formatos que acaparan la conversación han obligado a las compañías a reinventarse. En general, los cimientos de la comunicación están en un constante tambaleo en el que las compañías se aferran a las columnas entre lo más tradicional y lo nuevo.

«El mundo de la información se reinventa cada día. Ahora mismo las conversaciones no pasan solo en los medios, pasan en las redes sociales, pasan en los muros de LinkedIn, pasan en WhatsApp», asegura a Pilar Ruiz de Gauna, redactora de MarketingDirecto.com, Ana Zumalacarregui, directora general de True, agencia de comunicación y relaciones públicas que forma parte de la compañía creativa PS21.

«No nos podemos ya limitar a ser gabinetes de prensa. Creo que esa es la tendencia: darle una vuelta a ver cómo, cuándo, por qué y de una forma consistente y creíble entramos en las conversaciones», explica, haciendo referencia a la que considera que es una de las tendencias principales del ámbito de la comunicación.

«Ahora muchísimos influencers tienen más opinión y relevancia sobre el consumidor que muchísimos medios de comunicación. No tenemos que dejar de trabajar con los medios, pero tenemos que ser muy realistas de las nuevas formas de consumo de información, que son muchas y muy variadas, con lo cual no podemos tener la mente cerrada los gabinetes de prensa de toda la vida», declara.

La evolución de True en el mercado del PR

A estas nuevas conversaciones también ha tenido que adaptarse True, compañía que nació hace dos años y que en este tiempo ha aglutinado a 20 clientes. Entre ellos se encuentran McDonald’s, Just Eat, Corona, Budweiser, Alvalle y, más recientemente, Sixt.

Respecto a la clave de esta rápida evolución de la empresa, esto es lo que señala Zumalacarregui:

«Se trata de escuchar, de ver dónde van las tendencias en la sociedad, poder dar respuesta, involucrarte de forma activa en las conversaciones porque sabes que son las que interesan al consumidor, sabes que son las relevantes precisamente porque has estado escuchando».

«Nosotros sabíamos que había un hueco en el mercado para una agencia como True. Éramos perfectamente conscientes de que había un sitio para hacer PR creativo«, asegura, para después matizar que no esperaban una acogida y bienvenida de las marcas «tan buena como ha sido». A continuación ha señalado que esto denota «que sí que había una necesidad por parte de los anunciantes de las grandes marcas de contar con ese PR que le dé un poquito la vuelta a las cosas».

Dentro de esa diferenciación, hace especial hincapié en que a la estrategia de True se han incorporado al PR «ciertas capacidades que siempre han estado en las agencias creativas, como son las de estrategia, creatividad o incluso departamentos de producción». «Cada vez los medios están más cansados de recibir el mismo tipo de informaciones, y las notas de prensa funcionan menos», apunta.

Para lograr esto, destaca que no hay departamentos en sí mismos. «Tenemos clases, conjuntos de trabajo que tienen las distintas capacidades. En un equipo de trabajo puedes tener a alguien de asuntos públicos, de corporativo, de consumo o especializado en influencers. Además, tenemos una serie de servicios y capacidades transversales como son los planes, creatividad, diseño gráfico o producción», dice.

Cómo será la comunicación del futuro según Ana Zumalacarregui

En cuanto a ejemplos de marcas a seguir, Zumalacarregui destaca McDonald’s, «una marca tremendamente valiente«, pero «dentro de su tono y de su personalidad». También subraya el trabajo de BBK con LLYC, «Invisible soledad». «Me parece que es un trabajazo y que se están haciendo cosas realmente más relevantes o más creativas en el sector en general», opina. Después, apunta que sus marcas están «dispuestas a afrontar nuevos retos y probarse».

Si nos centramos en lo que está por llegar en el futuro, Ana Zumalacarregui comenta que no tiene «ni idea». «La comunicación del futuro va a tener que ser innovadora, flexible y se va a tener que adaptar a las nuevas formas de consumo que vengan», dice. A continuación, puntualiza que aparte de eso, habrá que «adaptar el mensaje» ante los nuevos canales.

«Según vayan creciendo nuevos canales y vayan surgiendo formas para la sociedad de comunicarse la comunicación necesitará reinventarse», concluye.

Si no puedes visualizar correctamente el vídeo embedded, haz clic aquí

 

¿Puede una bolsa de plástico costar 499 euros? Esta irónica campaña te demuestra que síAnteriorSigueinteGoogle consolida (sin "pitch" de por medio) su cuenta global de medios bajo el techo de Essence (WPP)

Contenido patrocinado