líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Es de "mentirijillas", pero Guinness le pondría una matrícula de honor a este spot

Hace aproximadamente un año y medio el estudiante Dorian Lebherz conquistó a la industria publicitaria con un soberbio spot (de «mentirijillas») para Johnnie Walker: «Dear Brother».

Lebherz demostró con aquel anuncio que no hacía falta ser un publicitario hecho y derecho para firmar spots de matrícula de honor. Y como todos los buenos spots, el anuncio de Lebherz se ha convertido en fuente de inspiración para otras personas.

Ben Miethke, un estudiante berlinés de la Academia de Cine de Baden-Württemberg, ha alumbrado recientemente un spot para Guinness que recuerda de alguna manera al magnífico “Dear Brother” de Lebherz.

El anuncio, bautizado con el nombre de “Roll the old Chariot”, está filmado en Inishturk, una remota isla de la costa oeste irlandesa, y narra la historia de dos equipos de rugby allí afincados.

Durante años uno los dos equipos (conformado por jugadores notablemente más jóvenes que los del segundo conjunto) se enfrenta en el terreno de juego sin ninguna posibilidad de ganar a sus rivales.

Sin embargo, y tras años y años de golpes y amargas derrotas, llega un día en que el equipo más joven paladea por fin su primera y pequeña victoria.

Al final del spot de Miethke aparece el logo de Guinness y el sonoro eslogan de la famosa marca irlandesa de cerveza: “Made of more”.

“Roll the old Chariot” (que es también el nombre de la vieja canción marinera irlandesa que pone la banda sonora al spot) es el primer trabajo de Miethke en la Academia de Cine de Baden-Württemberg y, a juzgar por la lograda atmósfera de su “criatura”, el joven tiene un esplendoroso futuro en la industria publicitaria.

 

3 sorprendentes estadísticas sobre social media que le dejarán boquiabiertoAnteriorSigueinteTaco Bell celebra bodas (hasta que el hambre separe a los novios) en Las Vegas

Noticias recomendadas