Publicidad

Esta limpísima valla publicitaria de Toyota deja el aire como los chorros del oro

Esta limpísima valla publicitaria de Toyota deja el aire como los chorros del oroAunque muchos la acusan, quizás justificadamente, de “contaminar” visualmente las ciudades, la publicidad exterior puede ser también limpísima. Que se lo digan, si no, a Toyota, que ha lanzado recientemente en San Francisco y Los Ángeles unas vallas tan aseadas o más que el producto que promocionan, la limusina Mirai, un vehículo que se precia de no emitir sustancias contaminantes y dejar a su paso tan sólo una estela de vapor de agua.

Las innovadoras vallas publicitarias de Toyota, instaladas por la empresa de publicidad exterior Clear Channel Outdoor Americas, están revestidas de paneles de vinilo con titanóxido y liberan en la atmósfera óxidos de nitrógeno, que favorecen la eliminación de la contaminación y promueven la lluvia para limpiar el aire.

A través del catalizador del que están pertrechadas las vallas los óxidos de nitrógeno se convierten en nitratos y las sustancias contaminantes son retiradas de la atmósfera.

Las vallas de Toyota, con una superficie de 2.319 metros cuadrados, estarán operativas durante dos meses y durante este periodo absorberán el equivalente a las sustancias contaminantes emitidas a lo largo de todo un mes por un total de 440 vehículos.

Detrás de esta singular y ecológica campaña publicitaria está la agencia Saatchi & Saatchi Los Ángeles.

 

Te recomendamos

#Highway2Sales

NH

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir