Publicidad

La vida corriente y moliente se celebra por todo lo alto en este spot

La felicidad habita en las pequeñas cosas en este spot rebosante de "buen rollo" de IKEA

"The Wonderful Everyday" es desde hace algún tiempo el eslogan de IKEA en tierras británicas. Y el último spot de la célebre marca sueca de muebles en Reino Unido se las ha ingeniado para capturar a la perfección el significado de este sonoro "claim" (al que viene francamente como anillo al dedo).

En el anuncio todos y cada uno de los elementos que forman parte del día a día (perfectamente normal) de una familia (desde levantarse a irse a dormir) se convierten en una chispeante celebración.

Un niño consigue, por ejemplo, madrugar y levantarse de la cama sin que se le peguen las sábanas y su familia celebra su pequeño gran logro con trompetas, carteles y una gran fiesta.

Cuando otro niño (el hermano pequeño del anterior) aprende a atarse los cordones de los zapatos, las escaleras se convierten en un divertido tobogán. Y cuando la hermana de los otros dos niños obtiene una calificación no demasiado brillante en el colegio, sus familiares la sorprenden con una piñata gigante.

Terminar un simple crucigrama asimismo motivo de alegría para el abuelo de la simpática familia que protagoniza el nuevo anuncio de IKEA en Reino Unido. Y que el bebé consiga por fin dormirse arranca también un alborozado “hurra” a los protagonistas del spot.

Acompañado de los alegres acordes del tema “I’am Shakin’” de Jack White, el spot está repleto de globos gigantescos, fuegos artificiales y toneladas de efectos especiales.

Detrás del nuevo anuncio de IKEA está la agencia Mother Londres.

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

EL OJO

Compartir