líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Gillette descubre un nuevo soporte publicitario: el vello facial

En su última campaña para promocionar las cuchillas Proglide, Gillette ha querido huir de soportes publicitarios clásicos como la prensa o la televisión, apostando por uno completamente insólito: el vello facial.

Apoyada por un equipo de científicos de microscopía electrónica, la compañía hizo que varios hombres adultos se afeitaran con las cuchillas Proglide y utilizó el vello sobrante tras el afeitado para imprimir anuncios microscópicos. “Nuestro mejor trabajo se ve de cerca. Proglide, las cuchillas más finas de Gillette”, puede leerse en el vello.

Para grabar los mensajes en el vello facial, se utilizaron iones y después se fotografió el resultado con la ayuda de un microscopio. Los anuncios miden alrededor de 100 micrones de largo, lo que equivale a la décima parte de un milímetro.

Estos originales anuncios están pendientes de ser inscritos en el Libro Guinness de los Récords como las anuncios más pequeños del mundo, informa Gizmodo.

Esta sorprendente campaña publicitaria de Gillette va, sin embargo, más allá. La marca de cuchillas hizo colocar después el vello facial con los anuncios impresos en los baños de un aeropuerto y facilitó a los usuarios un código QR para que pudieran leer los mensajes ocultos en el vello.

 

El reto de las marcas en redes sociales: autenticidad, transparencia y honestidadAnteriorSigueinteLa otra cara de Anonymous

Noticias recomendadas