Publicidad

Analizamos desde dentro los retos de la industria publicitaria

En la guerra entre calidad y alcance, los usuarios continúan siendo el blanco del bombardeo publicitario

En la guerra entre calidad y alcance, los usuarios continúan siendo el blanco del bombardeo publicitarioExperiencia de usuario y monetización de editores online no suelen ir de la mano. Al menos en la mayoría de las ocasiones. Y para los que continúen pensando que esto no es una realidad, ¿han echado un vistazo a las crecientes cifras de ad blocking?

A pesar de que se están comenzando a adoptar medidas contra algunos de los principales retos a los que tiene que hacer frente la industria publicitaria, lo cierto es que los usuarios siguen siendo víctimas de un constante bombardeo de anuncios que poco o nada tienen que ver con sus intereses.

Encontrar una solución a este gran desafío no es trabajo de un día. Ni de un mes. Ni siquiera de un año. La publicidad se mantiene como uno de los mayores generadores de ingresos y cambiar el modelo establecido (en el que seguro que habrá perdedores) no es algo a lo que parezca que todos estén dispuestos.

Para comprender mejor el momento que estamos viviendo hemos puesto el foco en las declaraciones anónimas realizadas por un experto en medios digitales. Según han recogido en Digiday en su sección de “Confesiones”, hasta hace poco nuestro misterioso protagonista ocupaba el puesto de ejecutivo senior de publicaciones en un periódico de tirada nacional en Estados Unidos.

Su trayectoria también se ha desarrollado desde el mundo de la tecnología publicitaria por lo que se presenta como un gran conocedor de este prisma desde varias de sus aristas.

“La gente siendo bombardeada con anuncios. Sus dispositivos están repletos de etiquetas y cookies. Se encuentran con vídeos de reproducción automática que saltan siendo casi imposible quitar el audio. Esta es la vida real”.

Señala no sin enfado que toda la tecnología publicitaria se centra en perseguir a los usuarios “diciéndoles que compren productos que seguramente ya han comprado”. “Un hecho muy triste puesto que lo editores de calidad y que reportan confianza son muy importantes hoy en día para el mantenimiento de las democracias y el avance de las nuevas generaciones”.

Tiene claro que la publicidad es necesaria para poder financiar el contenido de calidad. “Pero esto no justifica que los editores muestren anuncios en cualquier formato, tamaño o peso. Estas malas prácticas no han estado todas bajo el control de los editores, pero estos necesitan recuperar el mando y hacer una radiografía real de todo lo que está apareciendo en sus sites”.

“Los cambios positivos que se están produciendo se limitan a un reducido grupo de editores. Actualmente estamos ante una oportunidad histórica debido a la situación social y política”, expresa señalando que la gran mayoría de los editores están reduciendo la calidad y se están dejando “arrinconar por las agencias”.

De sus palabras se desprende que las agencias trabajan sobre un modelo en el que “se prioriza el alcance sobre la calidad”.

“Tenemos que aceptar que el tráfico es limitado y que el alcance no es infinito. Unos límites con los que tenemos que aprender a vivir. No se debe buscar el alcance a toda costa porque sus usuarios no son infinitos”.

“Los buenos editores seguirán adelante y los malos morirán. Esta es la realidad”.

Te recomendamos

México

2boca2

podcast

A3media

Compartir