líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Hacer reír, la mejor herramienta publicitaria para ganarse al público infantil

En general a todos nos atrae más algo alegre y feliz que algo triste y gris. Esta regla también vale en el mundo de la publicidad y sobre todo si hablamos de anuncios orientados al público infantil.

Hacer reír con la publicidad no sólo crea una sensación positiva y placentera en el espectador, también ayuda a que se recuerde la marca con mayor intensidad, o al menos eso ha resultado de un estudio realizado por Viacom, que se ha centrado en los niños y el papel que juega la diversión en su día a día y la influencia que tienen en todo esto los medios.

El conglomerado mediático estadounidense Viacom que reúne canales como Nickelodeon, Comedy Central o MTV ha realizado este estudio entre más de 3.000 padres y niños en seis países diferentes.

Entre los curiosos resultados del estudio cabe destacar que el 79% de los niños ríen con sus programas televisivos favoritos, mientras que sólo el 16% ríe con la lectura de libros, aunque la lectura despierta otras emociones y vínculos entre los pequeños.

Los niños también ríen con los spots publicitarios, exactamente un 78%. Los niños de entre seis y nueve años de edad prefieren spots de productos destinados para su rango de edad, pero los niños de diez a trece ya están interesados también en publicidad para adultos.

Otro dato curioso es que la publicidad graciosa es un 9% más efectiva que la publicidad sin humor, además de que se recuerda hasta un 5% más.

¡Ya saben anunciantes, para ganarse a los niños, hay que hacer reír!

 

Ver la televisión en diferido da alas a la exposición del espectador a la publicidadAnteriorSigueinteInstagram compra Luma, una aplicación para pulir la calidad de sus vídeos

Noticias recomendadas