Publicidad

LAPO ELKANN, EL HOMBRE QUE RESUCITÓ FIAT

Hace unos días saltó a los titulares una nueva tragedia en torno a una de las familias más populares de Italia, con permiso de los Berlusconi, los Agnelli. Lapo Elkann, directivo de Fiat
y nieto del fundador, fue ingresado por una sobredosis de cocaína a principios de octubre.

Pocos han destacado la labor de este joven de 28 años en la mítica compañía de coches. Con un puesto en el consejo de dirección, le adjudicaron una responsabilidad nada fácil: promocionar la marca Fiat en todo el mundo.

Y lo consiguió gracias a su idea de captar a un público juvenil. La marca se ha apoyado en la moda y ha ganado frescura. Hasta ha conseguido que James Bond deje a un lado los deportivos y se suba en un Fiat Panda 4×4, un automóvil que hará su debut en las pantallas de cine y que alcanza una velocidad máxima de 145 kilómetros por hora. El fabricante de Turín ha confirmado que, en su siguiente película, “Casino Royale”, el legendario seductor y agente encubierto conducirá este auto económico que rompe con una tradición de automóviles llamativos y de alto rendimiento que se remontan al Aston Martin DB5 utilizado en “Goldfinger”, en el año 1964.

Otras de las ideas con las que ha intentado acercarse a los jóvenes este descendiente de los Agnelli han sido el patrocinio del equipo jamaicano de bobsleigh, el lanzamiento de prendas de vestir con el logo de Fiat y la publicidad autoirónica que han conseguido rejuvenecer, al menos en Italia, una marca que languidecía.

Te recomendamos

México

2boca2

podcast

A3media

Compartir