Publicidad

LOS ANUNCIOS DE LA SUPER BOWL, EN EL PUNTO DE MIRA

La noche del domingo fue un festival de primicias para la publicidad mundial. Dos anuncios de la cerveza Bud Light, de Anheuser-Busch, el primero de ellos realizado por la agencia hispana LatinWorks, fueron los más vistos en la transmisión de la SuperBowl. El dato proviene del ranking que arroja TiVo, que mide tanto lo que se ve en vivo como lo que se graba entre los 10.000 suscriptores anónimos del servicio.

Language course with comic Carlos Mencia fue el comercial más visto, seguido por el titulado Rock, paper, scissors.

El tercer puesto fue para Don’t judge, una aviso de FedEx, mientras que el cuarto lugar quedó en manos del aviso de Nationwide Insurance protagonizado por Kevin Federline, que había sido uno de los que más ruido habían hecho antes del 4 de febrero. En el quinto lugar apareció un spot generado por usuarios para Doritos.

El crítico de publicidad Bob Garfield, de la revista Advertising Age, consideró que este año los anuncios fueron “inusualmente buenos y efectivos”. Según el especialista, “tal vez los más decepcionantes fueron los consumer-generated ads (avisos generados por el consumidor) para Doritos, Chevy y la propia NFL, que no estuvieron a la altura de todo lo que se dijo sobre ellos antes del juego”. Pero el peor fue, a su juicio, el spot BrokeBack Mountain, de Snicker’s.

Te recomendamos

México

School

Podcast

Podcast

Compartir