líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Los sinsabores del amor se endulzan mascando chicle, según este spot de Wrigley

chicleEl chicle parece a priori el producto menos románico del mundo. Sin embargo, con una buena historia a su vera, este producto puede ser tan pegajoso como amoroso. Así lo deja a las claras Wrigley en «Sarah & Juan», su último y romántico spot.

En este motivo spot asistimos a la maravillosa historia de amor de Sarah y Juan, dos jóvenes que se conocen en el instituto y sellan su primer encuentro con un chicle.

Tras este primer encuentro, llegan la primera cita, el primer beso y también la primera pelea de la pareja protagonista. Y en todos en estos momentos, buenos y malos, el chicle Wrigley es ejerce de «pegamento» del amor que se profesan Sarah y Juan.

El anuncio, en el que asistimos a la separación (por motivos laborales) de Sarah y Juan, finaliza con una preciosa pedida de mano en la que tienen una papel protagonista los papelitos en que están envueltos los chicles Wrigley (los testigos silenciosos, al fin y al cabo, de su historia de amor).

Firmado por la agencia Energy BBDO, con sede en Chicago, y producido por Rattling Stick, el spot va acompañado de una banda sonora tan exquisita o más que la historia que narra: la legendaria canción de Elvis «Can’t Help Falling In Love», versionada para la ocasión por la estrella de American Idol Haley Reinhart.

http://www.youtube.com/watch?v=XLpDiIVX0Wo

 

Condé Nast compra la web de música indie Pitchfok (para enfado de sus seguidores)AnteriorSigueinteLas marcas que invierten en publicidad en televisión aumentan su valor en un 11%

Noticias recomendadas