Publicidad

"Narcos" apuesta por el marketing de guerrilla en esta (adictiva) campaña

Netflix deja (por descuido) rayas de coca en los baños públicos para promocionar "Narcos"

La célebre plataforma de vídeo en streaming Netflix es toda una virtuosa de la publicidad deliberadamente diferente (y hasta escandalosa) que atrapa inevitablemente la atención del espectador y da mucho que hablar.

Su última “travesura” publicitaria da desde luego buena cuenta de ello. Para promocionar la tercera temporada de Narcos, que pone el foco en esta ocasión en el cártel de Cali, Neflix ha lanzado una ingeniosa campaña de marketing de guerrilla que captura la atención del espectador en aquellos lugares donde más se consume precisamente la sustancia con la que trafican Gilberto Rodríguez Orejuela y sus secuaces: los baños públicos.

El eje central de esta singular campaña son unas pegatinas en las que aparecen de manera increíblemente realista billetes enrollados y residuos de cocaína. Tales pegatinas han sido distribuidas por Netflix en aquellos emplazamientos en los que la cocaína era esnifada a todas horas allá por los años 90: los baños públicos de los bares y los clubes nocturnos de Los Ángeles, Chicago, Nueva York y Miami.

Esta acción publicitaria, que seguro que deja a más de uno con los ojos como platos, sigue una estela completamente diferente a la campaña lanzada previamente por Netflix para promocionar la tercera temporada de Narcos, que fijaba la mirada en cifras y estadísticas que daban cuenta del increíble poderío del cártel de Cali.

Detrás de la nueva campaña de marketing de guerrilla de Netflix está la agencia Doner L.A.

Te recomendamos

A3

ADN

Navidad

Recopilatorio

Enamorando

Compartir