Publicidad

NEW YORK, NEW YORK!

Hablar de Nueva York y no hablar de publicidad exterior sería casi como un insulto (o sin el casi). Publicidad en los edificios, publicidad en las marquesinas, en las cabinas de teléfono, en los globos dirigibles, en las avionetas que sobrevuelan la ciudad, publicidad en las calles, en el metro, “hombres y mujeres anuncio”… Hasta en los semáforos hay publicidad, como pudo comprobar de primera mano MarketingDirecto. En fin, ¿qué sería de Nueva York sin la publicidad? Sin lugar a dudas, no sería Nueva York.

El epicentro del volcán publicitario se encuentra en Times Square: un escenario de lujo para las marcas. No en vano, se calcula que por allí pasan unos 26 millones de personas al año. Sin embargo, la saturación publicitaria hace que cada vez sea más difícil competir para captar la mirada del consumidor.

En busca de involucrar al consumidor, Pepsi, por ejemplo, puso en marcha este año una campaña que combina el canal online y el soporte exterior y que apostó fuerte por los contenidos creados por el usuario. Así, una pantalla publicitaria de Times Square muestra al mundo algunas de las creaciones que los usuarios realizan online, gracia a la web This Is The Beginning.

Por supuesto, los espacios son todo menos baratos. La mayoría de ellos se alquilan a largo plazo, con acuerdos de varios años, aunque algunos anuncios de estudios cinematográficos y cadenas de televisión aparecen sólo uno o dos meses. El anuncio más barato es el de Coca-Cola, que “sólo” paga un millón de dólares al año, debido a un antiguo contrato. De hecho, cartel de Coca-Cola en el número 2 lleva ahí desde 1935.



Imagen de Times Square

La competencia por atraer la atención del caminante es tal, que hasta la Policía de Nueva York ha tenido que adaptarse al contexto y poner su nombre con letreros luminoso para que todo el mundo lo vea. Cuando menos, curioso, ¿no?



Oficina de la Policía de Nueva York en Times Square

La publicidad neoyorquina tiene también un marcado acento español. El año pasado, Cemusa, filial del grupo español FCC (Fomento Construcciones y Contratas), ganó el contrato de concesión por 20 años del nuevo mobiliario urbano de Nueva York. Además de aportar el mobiliario, Cemusa tiene el derecho exclusivo de su explotación publicitaria, por la que ha pagado 825 millones de euros.

Para ver la galería de imágenes de la publicidad en Nueva York pulse aquí

Te recomendamos

México

2boca2

podcast

A3media

Compartir