líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Los nuevos (y aclamados) formatos publicitarios, ¿pueden ser una amenaza?

anonymousLa publicidad ha cambiado mucho en los últimos tiempos con el rápido avance del entorno digital. Los nuevos formatos como el vídeo o el auge que experimenta la publicidad nativa no solo son diferentes activos con los que crear una experiencia de usuario adecuada sino que son puertas a nuevas amenazas.

Cualquiera de esos elementos con los que ahora se nos ofrece una experiencia personalizada con publicidad adaptada (supuestamente) a nuestros intereses, se posiciona como una vía de fácil acceso para algún tipo de código malicioso. Hecho que podría poner en riesgo toda la estructura construida.

El auge de estas amenazas reside en los propios formatos publicitarios así como en las formas en las que se ofrecen. Cuentan con etiquetas que son más vulnerables por lo que resulta bastante fácil introducir alguno de esos códigos maliciosos. Hecho que se traduce en la proliferación de bots de la que estamos siendo testigos desembocando en un empeoramiento de la relación con los consumidores.

Volvamos al punto en el que mencionábamos que la culpa de la situación actual reside en los propios formatos. Las nuevas apuestas publicitarias digitales son bastante ricas y complejas pero a su vez actúan como una especie de caballo de Troya.

En palabras de Chris Olson, co-fundador y CEO de The Media Trust la responsabilidad de asegurar que los formatos se encuentran completamente a salvo es de los propios editores. “Una exploración de todos sus trabajos creativos en su plataforma les ayudará a estar alerta sobre qué anuncios pueden ser potencialmente amenazados”.

Algo que sobre el papel todos sabemos pero que, por desgracia, nadie está realizando por lo que el malware continúa deslizándose por cualquier grieta que encuentra. Y es que muchos anunciantes creen de forma errónea que, como sus anuncios son enviados a través de intercambios limpios, sus usuarios tienen una experiencia publicitaria sin problemas.

El objetivo es que la industria continúe innovando ya que le bloqueo de la publicidad no es la solución (tan solo añade una falsa sensación de seguridad). Hecho al que tenemos que sumar que los anunciantes cada vez encuentran formas más acertadas de burlar los ad blockers. La única solución pasa por innovar pero cerrando las anteriores grietas.

 

El cine de verano de Antena 3 se hace con el spot de oroAnteriorSigueinteEsta guía se convierte en la solución definitiva para triunfar en el "moment marketing"

Noticias recomendadas