Publicidad

PRIMERO COMPARE Y LUEGO COMPRE: LA ESTRATEGIA PUBLICITARIA DE DON SIMÓN CUMPLE 13 AÑOS

El uso de la publicidad comparativa en España nunca ha estado demasiado extendido. Sólo la popular marca de zumos de García Carrión, Don Simón, ha apostado por esta estrategia publicitaria sin precedentes en el país.

Desde la empresa señalan que su intención no es desacreditar al contrario sino informar al consumidor. La legislación española es precisa en estos términos y la permite mientras los datos no estén falseados.

La primera campaña de este tipo fue emitida en el 95, para combatir al recién llegado refresco Radical de Pepsi. Dos años antes Don Simón había sacado su propio refresco con idénticas características pero a un precio más bajo. Desde García Carrión estimaron ponerlo de relevancia.

Pepsi les envió una carta pidiendo explicaciones, pero la empresa familiar murciana hizo caso omiso y siguió creando tiranteces con otras grandes marcas: Minute Maid y Fruitopia de Coca-Cola, Trinaranjus de Scheweeppes y Sunny Delight de Procter & Gamble.

En todos los casos se pidió a Autocontrol que tomase medidas y el mayor anunciante del mundo, P&G, tuvo suerte. En 2001 García Carrión retiró el spot en el que se comparaban las propiedades de Sunny Delight y Simon Life. En 2006 volvió a litigar, en esta ocasión con Granini.

La idea de poner en marcha este tipo de publicidad provenía del propio equipo creativo de la empresa, que se encarga de la realización de las campañas. Para 2008 sus estrategias publicitarias serán más moderadas, tal y como señaló la directora de publicidad, Rafaela Corujo, a Expansión: “La compañía ha comenzado 2008 con una línea publicitaria más moderada”.

La publicidad comparativa en España no tiene una larga tradición. En países como Estados Unidos representa un 25% de la publicidad total, mientras que en España sólo dos anunciantes, Huggies y Tele 2, se han atrevido además de Don Simón.

Te recomendamos

México

School

Podcast

Podcast

Compartir