Publicidad

Un experimento relacionado con el polémico spot de Cheerios demuestra que el racismo es cosa de adultos

Un experimento relacionado con el polémico spot de Cheerios demuestra que el racismo es cosa de adultosViendo la vida desde los ojos de los niños, nos damos cuenta de los problemas añadidos que nos vamos creando a medida que crecemos: nos llenamos de prejuicios y miedos que antes no sentíamos. Un experimento de los cómicos norteamericanos The Fine Brothers nos demuestra que la visión de un niño suele ser mucho más sana.

Hace unos meses, un anuncio de la marca de cereales Cheerios generó cierta polémica debido a que la pareja de padres de la niña protagonista del anuncio era interracial.

El entrañable spot de medio minuto de duración creado por Saatchi & Saatchi, desató tantos comentarios racistas en los comentarios de Youtube que la marca de cereales solicitó la desactivación de esa sección. Aun así, los insultos se siguieron sucediendo por otros medios y redes sociales.

Unos meses después, The Fine Brothers han lanzado un vídeo en el que preguntan a niños acerca de su opinión del anuncio después de visionarlo y la respuesta de todo es contundente: ninguno ve la polémica y deja muy patente que no es racista.

Parece que el racismo es un añadido que algunos adquieren en su edad madura, una pena, porque en este vídeo de nueve minutos de duración, vemos el mundo a través de los ojos de los niños y la verdad es que es bastante más bonito.

Te recomendamos

#Highway2Sales

NH

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir