Publicidad

El transporte público de San Francisco se llena de carteles xenófobos

Una campaña pide a Silicon Valley que no se contrate a más trabajadores extranjeros

La organización "Progresistas a favor de la reforma migratoria" ha lanzado una campaña en el transporte público de San Francisco para pedir que no se contraten a más trabajadores extranjeros.

carteles xenófobos Los trabajadores de Silicon Valley se llevaron una sorpresa la semana pasada de camino al trabajo. Esto se debe a que las estaciones del “BART”, el sistema de transporte que conecta la Bahía de San Francisco, apareció llenas de carteles contra los empleados extranjeros que trabajan en la compañía.

En total, hay 250 de estos carteles en todas las estaciones que conforman este sistema de transporte. Dentro de los vagones también se pueden encontrar más de 100 paneles xenófobos

“Vuestras empresas creen que sois caros, poco productivos y caducos. Congreso, arregla la ley H-1B para que las compañías se vean forzadas a buscar y contratar empleados estadounidenses”, aparece reflejado en los carteles.

La ley H-1B hace referencia al tipo de visado que poseen la mayor parte de los empleados extranjeros. Este permiso se concede a aquellas personas residentes fuera de Estados Unidos y que cuentan con un alto nivel de formación. Gracias a este visado, pueden solicitar empleo en empresas estadounidenses que no cuentan con trabajadores con este perfil profesional.

Este hecho alimenta el actual debate migratorio en Estados Unidos, ya que son muchos los grupos que consideran que se debería contratar a más profesionales de origen estadounidense. Entre este tipo de asociaciones se encuentra “Progresistas a favor de la reforma migratoria”, autor de esta campaña xenófoba.

La asociación ha declarado que ha pagado un total de 80.000 dólares para emplazar esta publicidad en el transporte público de San Francisco. Según se refleja en el contrato que han firmado, la campaña seguirá en pie hasta mediados de abril.

Ante la polémica que ha suscitado la campaña, este sistema de transporte ha querido recalcar que en ningún momento se encuentra a favor de la campaña. No obstante, permite que se emplacen estos carteles en las estaciones puesto que no se salta la legislación estadounidense referente a la libertad de expresión.

El propósito de la campaña no parece haber calado entre los trabajadores de Silicon Valley, sino que ha producido el efecto contrario. En sus perfiles en redes sociales, estos empleados han mostrado su solidaridad con sus compañeros extranjeros.

Te recomendamos

#Highway2Sales

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir