Tendencias

¿Despegarán por fin los códigos bidi?

¿Despegarán por fin los códigos bidi?Los códigos QR o códigos de respuesta rápida son unos simples códigos de barras bidimensionales que aparecieron en 1994 y encontraron una importante audiencia sobretodo en Japón. Aún así, aunque son muy útiles para conectar los objetos reales con el contenido online, siempre se han mantenido al margen de la conciencia pública.

Pero la concepción de los códigos de barras está cambiando y ahora hay quienes los utilizan con objetivos creativos. Los programas interactivos de los Detroit Red Wings o el código de barras gigante en Times Square son ejemplos de que los códigos de barras están a punto de despegar. Lo que se necesita para que realmente lleguen al interés del público es llevar a las casas el potencial de ver un código, escanearlo e interactuar con el contenido. Stickybits y SCVNGR están desarrollando formas inteligentes y divertidas de integrar estos códigos de barras y están llamados a ser el impulso para el movimiento de la nueva generación de códigos de barras.

Stickybits ha desarrollado una nueva generación de códigos de barras en el que se sirven de una aplicación móvil, que funciona como un escáner, que permite crear una experiencia social y compartida con cualquier objeto que exista que tenga un código de barras. Con la aplicación para iPhone y Android es posible escanear cualquier código, añadir un ítem (una receta, un vídeo, una foto…) y de esta forma crear todo un hilo alrededor de esos objetos.

Pero el éxito de Stickybits se debe sobretodo a que hacen que la gente se familiarice con la acción de escanear. La gente está habituada ya a utilizar estas aplicaciones para escanear los códigos de barras de los productos y comparar los precios. Stickybits permite escanear los códigos de barras y los códigos QR desde la misma aplicación y, para las marcas y a los vendedores también supone un gran potencial. Este servicio crea un gráfico social en torno a las cosas o productos lo que supone una nueva plataforma para la exposición digital. Las marcas y los responsables de marketing podrán motivar a los fans a tener relaciones con los productos vía Stickybits, lo que puede suponer una gran ventaja frente a la competencia.

Pero Stickybits también hace posibles los juegos más agresivos de las marcas. Pepsi, patrocinador de Stickybits, enviaba un mensaje esponsorizado a los usuarios cuando escaneaban latas y otros productos de la marca de refrescos. Algo similar a los promoted Tweets de Twitter que supone una forma de ingresos para Stickybits y una exposición alternativa de los anunciantes.

SCVNGR en cambio, se define a sí mismo como una forma móvil de participar en retos basados en la experiencia del juego que utiliza las tecnologías de geolocalización que ya venían desarrollándose de tiempo atrás. SCVNGR ofrece a todo tipo de ciudades, universidades, empresas o museos la posibilidad de crear sus propios juegos de retos basados en la localización para sus clientes o sus fans.

Es durante estas caminatas o retos que se utilizan los códigos de barras. Los participantes tendrán que escanear determinados códigos para completar el desafío y ganar puntos y, además, suponen una forma de garantizar que los participantes están donde dicen estar y cumplen con las reglas del juego.

Desde la aparición de este tipo de aplicaciones los usuarios se están familiarizando con los códigos de barras y ayudan a que los códigos QR sean cada vez más reconocibles y puedan ser descodificados por el ojo humano.

Te recomendamos

México

2boca2

podcast

A3media

Compartir