Tendencias

3 pasos que la industria publicitaria debe seguir para acabar con las malas prácticas

caminoEl panorama actual de la publicidad nos presenta un sector volátil en el que los cambios cada vez se producen de una forma más rápida y en el que ningún rincón escapa a la amenaza que plantean los "malos actores" o los "malos anuncios" que tienen como objetivo dañar el ecosistema de la publicidad digital.

Lo cierto es que los que se benefician de estos malos anuncios e inventarios han creado un intrincado juego de trucos y artimañas entre los que podemos destacar el tráfico robot como una de las prácticas más utilizadas de una larga lista de fraudes.

Cada vez son más las voces que se alzan para hablar sobre la delicada situación de la industria publicitaria pero el diálogo y debate generado obvia en cierto modo la calidad de los inventarios y, lo más preocupante, cómo debemos actuar ante esta situación.

Esto plantea una fotografía en la que no podemos quedarnos de brazos cruzados mientras la industria se corrompe desde sus adentros por lo que hay que estar dispuestos a realizar cambios y hacer frente a determinadas situaciones sí realmente queremos apostar por un futuro de calidad para el mercado de la publicidad. Todos los participantes de la industria juegan un papel activo en la construcción de esta en la que son tres los factores fundamentales: personas, procesos y tecnología.

1. Factor humano

Garantizar un mercado de calidad en el que se lucha contra las malas prácticas no puede ser el trabajo de muchos y la responsabilidad de ninguno. Es necesario que se rindan cuentas. Las empresas deben contar con equipos de seguridad y calidad que centren sus esfuerzos en luchar contra estos malos actores y prácticas.

Unos equipos con un fuerte liderazgo a los que no les tiemble el pulso a la hora de tomar decisiones difíciles que puedan afectar a los ingresos a corto plazo pero beneficiarán garantizando la creación de un mercado de calidad.

2. Unificación de normas y criterios

Es un hecho que es necesario contar con las personas fundamentales para desempeñar estas tareas pero éstas deben regirse por un conjunto de reglas inequívocas que puedan seguir y aplicar.

Seguramente la mayoría de las empresas ya cuente con esta herramienta, pero lo que aún falta en la inmensa mayoría es una conexión entre las políticas por las que se rigen todos los miembros del equipo que puedan aplicarse de forma conjunta y unificada.

3. Tecnología como motor del cambio

Por suerte, la industria publicitaria cuenta con sofisticadas tecnologías que permiten analizar miles de millones de datos e informaciones en escasos segundos. Sin embargo, la mayoría de empresas que encontramos en el ecosistema publicitario tienen que aplicar aún toda esta tecnología al reto de acabar con estas malas prácticas y preservar un inventario de calidad.

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

icemd

Compartir