Tendencias 9 consejos de HTC para los "futboleros" más nerviosos

futbolLos futbolistas reciben un gran apoyo ante la presión de los grandes partidos y maneras de hacerle frente, incluyendo rituales o patrones de comportamiento. HTC es consciente de la enorme tensión que puede suponer para los aficionados al fútbol más apasionados el seguir a sus equipos durante la temporada, con los nervios a flor de piel como los propios jugadores, y más cuando está a punto de jugarse una final como la de la UEFA Champions League.

Para solucionar este problema, HTC ha trabajado junto a un reputado psicólogo deportivo para proporcionar una serie de consejos que ayuden a los aficionados a hacer frente a las situaciones más estresantes y además aprovechar al máximo los mejores momentos.

Las buenas rachas de tu equipo es una de las mejores sensaciones del mundo, pero todo aficionado sabe que ser seguidor de un equipo puede no ser tan bueno, como el hecho de pensar en volver al trabajo un lunes después de una derrota y aguantar las bromas de un compañero de trabajo, la tensión de un penalti fallado, o encontrarse con aficionados del equipo rival en el transporte público el día del partido.

Con la ayuda de un psicólogo deportivo que trabaja con equipos de fútbol de élite, y apoyado en los resultados de diferentes estudios, los nueve consejos para aficionados nerviosos de HTC están inspirados en los jugadores y entrenadores, y en cómo hacen frente a sus momentos de presión personales.

“Hay muchas similitudes entre la forma en que los jugadores y los aficionados sienten la tensión. En parte es, porque apoyar a un equipo de fútbol es una forma de decirle al mundo quiénes somos, y no sorprende lo mucho que nos preocupamos por ello. Hay muchas satisfacciones a la hora de apoyar a un equipo, y estos consejos se han concebido para permitir a los aficionados sacar el máximo provecho de ellos ayudándoles en sus momentos más duros”, comenta Marc Jones, reconocido psicólogo deportivo.

¿Quieres dejar de perder los nervios o estar más tranquilo? Entonces sigue los nueve consejos de HTC para los seguidores más nerviosos.

1. El escenario del aficionado: Volver al trabajo el lunes después de que tu equipo haya perdido, es una las cosas más duras para un aficionado al fútbol. Sabes que los simpatizantes del equipo rival van a hacerte sentir lo peor posible porque es lo que tú haces cuando ellos pierden. Todo esto forma parte de la diversión del juego, pero siempre hay una persona que te sacará de tus casillas irritándote. ¿Cómo mantener la calma?

Lo que el psicólogo recomienda: Pensar “vale, no voy a saltar” no funciona. Los psicólogos saben que la mejor manera de hacer frente a este tipo de situaciones es hacer un plan de “si-entonces” de lo que deberías hacer en una situación delicada[1].

Lo que deberías hacer: Si notas que te estás irritando, respira hondo antes de decir nada, te dará algo de tiempo para tranquilizarte, y será menos probable que parezca que estás afectado.

Hemos preparado unas cuantas “frases repelentes”, divertidas e ingeniosas, que puedes decir para desviar la atención. Si el equipo es joven, entonces di que no tiene cultura o historia o que solo se guía por el dinero. Y si necesitas ayuda, di que te has descargado la aplicación HTC FootballFeed para estar al tanto de la última información de la UEFA al momento en que se publica.

2. El escenario del aficionado: Te encanta ser aficionado al fútbol y es genial cuando las cosas van bien. ¿Cómo puedes aprovechar al máximo esta buena sensación?

Lo que el psicólogo dice: Nos gusta el fútbol porque nos hace sentir bien. Esto es debido a nuestro deseo de pertenecer a un grupo y sentir que tenemos una identidad social[2].

Lo que deberías hacer: Saca el máximo partido al hecho de que el fútbol te ayuda a conectar con otras personas. Alarga el día del partido reuniéndote con amigos en un bar, antes y después del partido, o aumentando tus contactos en las redes sociales comunicándote con otros aficionados de tu país en Twitter o en Facebook a través de tu smartphone.

3. El escenario del aficionado: Tu equipo ha perdido en semifinales y estás destrozado – Puede que nunca te recuperes.

Lo que el psicólogo dice: Hay estudios que demuestran que escribir sobre algo angustioso nos ayuda a sentirnos mejor- memorizamos lo que ha sucedido de una forma organizada e impasible[3].

Lo que deberías hacer: Dar rienda suelta a tus sentimientos escribiendo en Twitter con tu smartphone hará que te sientas mejor, y es posible que obtengas un comentario de apoyo de otro aficionado que se siente igual que tú.

4. El escenario del aficionado: Tu equipo acaba de marcar y quieres gritar a los cuatro vientos que estás inmensamente feliz.

Lo que el psicólogo dice: Somos criaturas sociales y nos encanta compartir los buenos momentos con otras personas, ya sea desde los balcones o a través de nuestro smartphone y redes sociales. Aunque escribir es la mejor manera de afrontar algo negativo, no es la mejor vía para sentirse bien con una victoria! Pensar en algo positivo o tomar una foto es mucho más efectivo para que te sientas incluso mejor y utilizar esa imagen para hacer correr la voz[4].

Lo que deberías hacer: Haz una foto o vídeo del gol y envía un mensaje con la imagen en lugar de escribir un texto. Cuando vuelvas a la oficina, puedes retomar la imagen o el vídeo y recuerda la gran sensación que produce recibir un impulso por más tiempo, ¡la mejor cura para arrancar un lunes!

5. El escenario del aficionado: Cuando llega el día del partido, nada te desviará de tu rutina; es como un ritual y está plagado de hábitos y supersticiones. Tienes que llevar el mismo par de calcetines o ver el mismo programa de TV antes de salir de casa. Quizás vayas al mismo bar o el orden en que te pones la ropa por la mañana.

Lo que el psicólogo dice: El mundo del fútbol es impredecible, -el resultado de un partido, los jugadores que decide el entrenador que salten al campo de juego…-, por lo que usamos la rutina para tener sensación de control. Los jugadores también aplican la rutina para adquirir el estado de ánimo adecuado para el partido, o para relajarse, y esto se aplica igualmente a los aficionados[5].

Lo que deberías hacer: Continua con tus costumbres pero mira si puedes añadir un poco de ejercicio a tu rutina matutina como dar unos cuantos toques al balón sin que este toque el suelo. Es una manera sencilla de mantener la calma, -al igual que diez minutos de ejercicio, que anima el ritmo cardíaco para luchar contra el estrés-, pues te ayuda a sentirte más cerca de tu jugador favorito.

6. El escenario del aficionado: Aunque el fútbol es bueno para nosotros por su sociabilidad, tiene una pega: estar con un amigo que está muy contento porque su equipo ha ganado, cuando el tuyo ha perdido.

Lo que el psicólogo dice: Esto siempre va a ser una situación difícil pero intenta mirarlo desde una perspectiva diferente. Es interesante saber que somos más propensos a ser generosos y altruistas cuando nuestro equipo ha ganado. ¿Por qué no intentar que esto nos favorezca[6]?

Lo que deberías hacer: Aprovéchate de la generosidad de tu amigo y que pague la siguiente ronda de bebidas en el bar.

7. El escenario del aficionado: Tu equipo podría haber jugado bien y el nuevo fichaje que nunca te gustó hace un buen partido, pero perdieron y el resultado lo es todo.

Lo que el psicólogo dice: Es difícil sentirse bien en el momento, pero te sentirás más positivo y entrarás en razón con el paso del tiempo. Piensa como un entrenador y no dejes que las emociones nublen tus pensamientos o tus decisiones, algo que podría ayudarte a superarlo antes de lo que crees[7].

Lo que deberías hacer: Vas a vociferar y a desahogarte, -es lo que los aficionados al fútbol hacen-, pero tan pronto como puedas, trata de ser más justo cuando hables del juego. Intenta centrarte en lo que ha ido bien, así como en las cosas que fueron mal.

8. El escenario del aficionado: Nadie disfruta cuando su equipo está a punto de lanzar un penalti o un corner crucial, pero algunos aficionados se encuentran excepcionalmente mal y no pueden ni mirar al campo cuando se saca la falta.

Lo que el psicólogo dice: Los jugadores tienen mucho entrenamiento psicológico que les ayuda a rendir bajo la presión de una tanda de penaltis. Enfréntate a tu estrés de la misma manera. A los jugadores se les entrena para que haya mucho espacio en su cerebro para el pensamiento; si tu lo rellenas con algo positivo, habrá menos espacio para lo negativo[8].

Lo que deberías hacer: Prepárate para el penalti aspirando profundamente un par de veces para relajarte, e imagina que el balón va al fondo de la red una y otra vez. Tú no puedes controlar hacia dónde irá la pelota, pero piensa constantemente en ello para rellenar tu cerebro con algo más, en lugar de pensamientos negativos que te estresan aún más.

9.El escenario del aficionado: Te pones nervioso en cada partido cuando vas a verlo al campo y sabes que es inevitable: coincidir con los aficionados del equipo contrario en el transporte público.

Lo que el psicólogo dice: Esto puede ser una situación muy estresante, especialmente si los aficionados no son muy agradables, por lo que es normal sentirse intimidado, sobre todo, si se está en inferioridad numérica. Los jugadores se sienten igualmente intimidados por los equipos rivales, sobre todo, por sus aficiones cuando juegan fuera de casa, por tanto, ¿por qué no actuar del mismo modo que ellos[9]?

Lo que deberías hacer: En lugar de gastar el tiempo obsesionado con tus rivales, céntrate en tu equipo y en el juego. Habla con tus compañeros sobre cómo crees que el entrenador jugará. Y puedes imaginar que tu equipo juega bien y lo bien que se sentirá.

Nota de prensa

Te recomendamos
En otras webs

repoertaje a3

BackToBasics

Highway To Sales

Oh My Brand

Compartir