Tendencias

El agua sin tratar, la peligrosa nueva moda en EE.UU.

Agua "pura" o el poder de un marketing nada saludable

Agua "pura" o el poder de un marketing nada saludableA estas alturas del partido ya sabemos de la enorme importancia de la comunicación de producto, incluso mucho más que el propio producto en sí. Y es que, no es lo qué se vende si no cómo se vende.

Uno de los mejores y más recientes ejemplos lo encontramos al otro lado del océano, en Estados Unidos, en donde la última (y absurda) moda pasa por vender agua a precio de oro justificando los 4 dólares que cuesta el litro bajo la premisa de que se trata de un agua pura.

Una de las empresas que la comercializa, Live Spring Water, se ha tomado muy en serio la moda de volver a lo natural, al origen y a la esencia y ha optado por distribuir y presumir de los beneficios de un agua sin filtrar y sin esterilizar.

Pero hay quien ha ido un paso más allá como Zero Mass Water que ofrece la instalación de un sistema de recogida de agua de lluvia en las casas por un precio de 4.500 dólares que permite recoger 10 litros de agua al día y almacenar hasta 60 litros.

La compañía ha acaparado todas las miradas consiguiendo el pasado año 24 millones de dólares de financiación.

Mukhande Singh es el fundador de Live Water compañía que comenzó a comercializar agua “viva”, tal y como él mismo la denomina el pasado año en el Estado de Oregon.

Aunque la iniciativa empezó siendo algo a pequeña escala pronto se convirtió en todo un fenómeno de masas con algunas tiendas vendiendo hasta 900 botellas al día.

En unas declaraciones al diario The New York Times, Singh afirma que aunque reconoce que no se trata tanto de obtener agua limpia como viva y afirma que el agua del grifo está envenenada con cloro y flúor.

Un punto de vista algo más espiritual que no comparte en absoluto la comunidad científica y médica para quien esta no solo es una moda más, sino también un riesgo para la salud.

“Hay evidencias de esto en todo el mundo y no tener ciertas bacterias, virus o parásitos se debe a un eficiente sistema de tratamiento del agua”, explica el doctor Hensrud al diario.

Con partidarios y detractores a partes iguales, lo que está claro es que la moda del agua cruda tiene detrás de sí un excelente trabajo marketero y, también, cierta falta de regulación legal.

Poco probable parece que esta iniciativa pueda llegar a nuestro país en el que las leyes, más estrictas en este sentido, obligan a garantizar la potabilidad del agua.

Así, resulta curioso que mientras en numerosas zonas del mundo se trabaja para ofrecer a las poblaciones más desfavorecidas agua potable y evitar así las enfermedades derivadas del agua sin tratar, en otras la rechazan.

Te recomendamos

México

School

Podcast

Podcast

Compartir