Tendencias en Marketing

Un 'Black Friday' más negro que nunca para las tiendas físicas

El "Black Friday" será este año negro como la boca del lobo para las tiendas físicas

Pese a que las tiendas físicas se han esforzado mucho implementando medidas de seguridad contra el COVID-19, apenas el 7% de los consumidores las visitará durante el "Black Friday".

black friday

Autor de la imagen: Ross Bruggink

En la era del precovid, cuando la pandemia no había puesto aún del revés nuestras vidas, el "Black Friday", que tiene lugar todos los años a finales de noviembre, era uno de los días más bulliciosos (y rentables) del año para las tiendas físicas. Sin embargo, parece que este año el "Black Friday" será radicalmente diferente (y no el buen sentido) para los retailers. Y es que al consumidor le pesará más la incertidumbre (económica y espiritual) que el ansia por abrirse paso en las tiendas físicas para comprar artículos a precio de ganga. Así lo concluye al menos un reciente estudio de Emarsys.

Dentro de apenas dos meses el "Black Friday" y sus centelleantes luces de neón recalarán en el universo el retail. Pero a pesar de que el comercio se ha esforzado mucho implementando medidas de seguridad en sus dominios para prevenir eventuales contagios de COVID-19, apenas el 7% de los consumidores tendrá a bien visitar las tiendas físicas en esta fecha tan señalada.

El 28% de los consumidores asegura que comprará única y exclusivamente online durante el "Black Friday". Y lo cierto es que menos del 10% de los compradores potenciales se sienten suficientemente motivados por la distancia social y los aforos limitados imperantes en el comercio de toda la vida como para dejarse caer por las tiendas físicas durante el "Black Friday". El pago "contactless" y los servicios "click & collect" hacen tilín, por su parte, a menos del 5% de los consumidores.

El "Black Friday" será este año fundamentalmente digital

Casi el 61% de los consumidores asegura que ninguna de las medidas de seguridad introducidas por los establecimientos físicos le convencen lo suficiente como para ir allí de "shopping" en el "Black Friday".

Así y todo, el 21% de los consumidores no excluye visitar las tiendas físicas el "Black Friday" si durante esta jornada los descuentos son allí más jugosos que en el comercio electrónico.

"Un 'Black Friday' predominantemente digital tiene también sus ventajas. El e-commerce brinda a los retailers la oportunidad perfecta para compilar y analizar datos de sus clientes y hacerles llegar así mensajes personalizados de retargeting", explica Sara Richter, CMO de Emarsys.

Valiéndose de esta estrategia, los retailers pueden convertir a clientes puntuales en clientes fieles con un ticket medio elevado. "Los retailers deben asegurarse, eso sí, de que sus webs, apps y tecnología 'backend' están a punto para que no haya eventuales colapsos durante la jornada del 'Black Friday' y se pueda extraer todo su potencial a los datos del cliente. Tras esta jornada los datos recabados pueden utilizarse para optimizar los resultados de negocio y diseñar ofertas personalizadas para el cliente con el foco puestos en el 'Cyber Monday' y la Navidad", añade Richter.

Te recomendamos

Eficacia

SrBurns

Criteo

Captain Wallet

Compartir