Tendencias

Asistentes virtuales, ciudades inteligentes y ecodiseño para un mundo más sostenible

Ecodiseño, plástico 100% orgánico y más ligeros: así son los envases del futuro

El centro de innovación de Ecoembes, The Circular Lab, trabaja en la creación de medidas que impulsen la economía circular a través de la tecnología, el diseño eficiente o la reducción de materias primas.

economia circularAunque los científicos llevan años alertando sobre el cambio climático y las consecuencias del mismo para el entorno y la vida en la Tierra, no ha sido hasta ahora cuando los ciudadanos han comenzado a tomar conciencia de la necesidad de cambiar sus hábitos para detener y, en la medida de lo posible, revertir la destrucción del planeta.

No hay más que ver los datos para darse cuenta de la nueva mentalidad de los españoles que en 2018 reciclaron un 12,3% más de plásticos y envases y un 12,4% más de cartón y papel que en el año anterior, según Ecoembes.

Unas cifras que suponen el mayor incremento de estos hábitos de los últimos años cuando apenas se alcanzaban tasas de crecimiento de entre el 3% y el 6%.

A día de hoy, en España ya se recicla el 78,8% de los envases de plástico, latas y briks y los envases de papel y cartón, y nuestro país se sitúa en el sexto puesto del ranking europeo de reciclaje de envases. En total, los españoles reciclaron 1,45 toneladas de envases en 2018.

Así, durante el año 2017, gracias al reciclaje se ahorraron 1,3 millones de toneladas de materias primas; 20,15 millones de metros cúbicos de agua; se redujo el gasto de energía en 5,8 millones de MWh y se emitieron 1,2 millones de toneladas de dióxido de carbono (CO2) menos a la atmósfera.

Sin embargo, estos pequeños avances todavía son insuficientes. La falta de información, de educación medioambiental y de conocimiento sobre los procesos de reciclaje todavía son evidentes en nuestra sociedad.

Asimismo, las empresas se convierten en uno de los agentes más importantes en la economía circular, es decir, un modelo en el que la sostenibilidad esté integrada en el día a día de los ciudadanos y compañía aprovechando recursos a través de la reducción, la reutilización y el reciclaje de materiales.

En los últimos 18 años, las medidas de ecodiseño desarrolladas por las empresas han permitido ahorrar más de 528.691 toneladas de materias primas.

Para seguir avanzando en este sentido, en mayo de 2017, Ecoembes creó The Circular Lab, el primer centro de innovación sobre esta materia en Europa en el que se analizan todas las fases del ciclo de vida de los envases: la recepción, diseño e incluso la reintroducción al ciclo de consumo a través de nuevos productos.

El laboratorio, ubicado en Logroño, trabaja en 4 líneas de investigación: los envases del futuro, la concienciación y sensibilización urbana, el “smartwaste” y el emprendimiento.

A la hora de abordar estos cuatro focos, la tecnología se convierte en una herramienta clave no solo a la hora de rediseñar los envases para reducir su grosor y así eliminar los materiales innecesarios, sino también para crear nuevos materiales 100% biodegradables.

En un primer paso hacia esta meta el centro de investigación presentó a finales del pasado año un “plástico sostenible”, un nuevo material que proviene de materia 100% orgánica en descomposición obtenida a partir de residuos vegetales (como patatas o zanahorias) y se puede usar en la fabricación de envases como botellas o bandejas para alimentación y bebidas. De esta manera, además de reciclarse, el plástico sostenible se podría compostar e incluso biodegradarse en el entorno marino.

Asimismo, haciendo uso de la tecnología, The Circular Lab, ha creado “Smart Waste” la primera herramienta de gestión de información que permite analizar datos y mejorar la eficiencia y calidad de los servicios municipales de gestión de residuos urbanos.

A través de contenedores inteligentes, localizados y conectados, vehículos híbridos y eléctricos que reduzcan las emisiones y el análisis de los datos generados en el sistema de recogida se busca avanzar hacia un modelo de ciudad inteligente.

En lo que respecta a los ciudadanos, para promover la concienciación y el reciclaje se han creado herramientas digitales que ayuden a los ciudadanos a resolver sus dudas.

Así nace el “Siri del reciclaje”, es decir, A.I.R-e, el primer asistente virtual de reciclaje, lanzado en noviembre de 2018, que funciona a través del reconocimiento de voz y texto del usuario y es capaz de reconocer los tipos de productos mediante fotografías.

Pero para desarrollar todos estos proyectos es más necesario que nunca el talento. Es por ello que The Circular Lab también acoge a emprendedores en su aceleradora de startups en la que da apoyo a nuevas ideas desde sus primeras fases en el desarrollo del prototipo hasta su lanzamiento al mercado.

Tecnología, diseño y sostenibilidad se dan la mano en una España que avanza hacia una sociedad más responsable y concienciada con el medio ambiente. Porque no hay planeta B.

Te recomendamos

Outbrain

MKD

A3media

T2O

Compartir