Tendencias en Marketing

Según indica el estudio GlobalWebIndex

El 61% de los millennials estaría dispuesto a pagar más por productos sostenibles

Los hábitos de los consumidores se han reciclado y apuestan por una economía circular en la que los productos sean más ecológicos y respetuosos con el medio ambiente, reutilizados y reciclados correctamente

productos sostenibles

Los hábitos de consumo de las personas están constantemente sufriendo cambios, influenciados por multitud de factores socioeconómicos, que en este caso han llevado a una apuesta generalizada por modelos de economía circular que están rediseñando el panorama en el que los consumidores toman decisiones. Las generaciones más jóvenes son las principales impulsoras de este cambio en concreto, ya que son las más comprometidas con la ecología, la sostenibilidad y el medio ambiente.

Al menos, así lo recoge el estudio GlobalWebIndex, que indica que el 61% de los millennials estarían dispuestos a pagar más por productos ecológicos y sostenibles. La Generación Z no se queda atrás, con un 58%, acompañada por el 55% de la Generación X. Incluso un 46% de los Baby Boomers estarían a favor de incrementar su presupuesto y su gasto en productos más ecofriendly.

Existe una tendencia global en la actualidad que apuesta fuerte por el compromiso de los consumidores con el planeta, lo que ha repercutido de paso en la responsabilidad que tienen que adquirir las marcas para satisfacer las necesidades de sus clientes. Estamos ante una marea humana de ciudadanos empoderados y conscientes del impacto que tienen sus hábitos de consumo en relación con el medio ambiente y la sostenibilidad. De este modo, ha surgido un nuevo perfil de consumidor caracterizado por su civismo, su pensamiento crítico, su coherencia y su responsabilidad, comprometido con el medio que le rodea, y que fomenta la colectividad frente al individualismo.

El nuevo consumidor compra aquello que necesita, mira las etiquetas de los productos, se informa por el origen y la composición, reutiliza siempre que puede y tiene especial sensibilidad por el comercio de proximidad”, afirma Magaly Pérez, Senior Account Manager de Webloyalty. “Más allá del reciclaje la tendencia gira en torno a la economía circular, un cambio en la forma de producir y consumir para dar más vidas a los productos”.

Entre los grandes desafíos que más preocupan a estos nuevos consumidores se encuentran la emergencia climática, la brecha social, o la disrupción tecnológica. Retos que también preocupan a las marcas y a sus responsables de marketing, aunque el verdadero reto lo plantee la adaptación a las exigencias de todos estos ciudadanos. De hecho, según el III Estudio Marcas con Valores: ¨El poder del consumidor-ciudadano”, 3 de cada 4 profesionales del marketing están muy pendientes de innovar y adaptar su marca a estos requisitos.

El sector del e-commerce es uno de los que más favorecen la sostenibilidad, sobre todo porque reduce o elimina los puntos de venta físicos, que ahorran energía y emisiones. Aun así, el envío y el empaquetado de los productos sigue generando residuos y contaminación, algo de lo que también deben ser conscientes los e-commerce para implementa soluciones sostenibles o biodegradables. Del mismo modo, el sector apuesta por el desarrollo tecnológico de los servicios de última milla, que permiten geolocalizar y optimizar las rutas de los repartidores.

En general, el impacto de iniciativas como “Fridays for Future” o de activistas como Greta Thunberg ha calado en la población española. Muchos ciudadanos ya abogan por una economía circular que propicie que los productos y servicios tengan varios usos, y que los recursos se administren responsablemente. En este sentido, han surgido otras iniciativas sociales como “Zero Waste”, cuyo principal foco es reducir y reutilizar. Productos de tela como bolsas para la compra, botellas de acero inoxidable, cepillos de bambú para lavar los dientes o la copa menstrual para la higiene íntima son algunos de los productos estrella de este movimiento.

La economía circular es más necesaria que nunca en un momento donde los científicos han encendido todas las alarmas ante una crisis ambiental sin precedentes con un consumo masivo de recursos, un aumento de las temperaturas globales y un gran número de especies al borde de la extinción”, concluye Magaly.

Te recomendamos

FOA 2020

DMEXCO

Hootsuite

Outbrain

Xandr

Compartir