líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Tendencias en Marketing

Las rebajas no consiguen salvar las ventas que bajaron el 3% en diciembre y el 1,9% en enero

El Black Friday, un viernes muy negro para las cuentas de los comerciantes

Los malos resultados obtenidos por los comerciantes durante la Navidad y las rebajas, han llevado al sector a replantearse los descuentos del Black Friday.

black fridayHace mucho que la rebajas dejaron de ser un atractivo para el gasto de los consumidores. Y también son muchas las razones de esta situación.

Por un lado, la cada vez mayor asiduidad de las grandes cadenas a ofrecer descuentos y promociones en cualquier época del año ha calmado a un consumidor que ya no hace cola en la puerta de las tiendas el 7 de enero o el 1 de julio porque puede ahorrar en otro momento y al alcance de un clic.

Junto a ello, las triquiñuelas de algunos comercios para aparentar mayores descuentos subiendo los precios días antes del periodo oficial, son cada vez más conocidas por los consumidores que, decepcionados y desencantados, controlan mucho más su gasto.

Y así se refleja en unas cifras nada halagüeñas para los comerciantes que, si bien esperaban remontar el descenso del 2% de las ventas hasta noviembre, durante la Navidad y las rebajas de enero, las pérdidas no han hecho más que acumularse.

Concretamente, según cuenta el presidente de la patronal Acotex, Eduardo Zamácola, a Efe, las ventas bajaron el 3% en diciembre y el 1,9% en enero. Unas cifras que se quedan muy por debajo de las expectativas que apuntaban a crecimientos de entre el 3% y el 4,5%.

Los malos datos registrados llevan al sector a replantearse sus estrategias de descuentos, especialmente, durante el Black Friday. El viernes negro ya se ha consolidado en nuestro país como una de las fechas más señaladas tanto para consumidores como para comerciantes, sin embargo, los grandes descuentos de este día, llevan a un menor gasto a lo largo de los meses consecutivos.

De hecho, son muchos los ciudadanos que aprovechan esta jornada de “chollos” para hacerse con buena parte de los regalos navideños, una práctica que lastra los resultados de un sector que ha cerrado el 2018 con un descenso del 2,2% de las ventas, tras cuatro años en positivo.

El objetivo es ahora encontrar el equilibrio entre ofrecer los descuentos que los consumidores esperan durante el Black Friday, pero sin poner en peligro los márgenes del negocio.

Woman, la nueva enseña bajo la que El Corte Inglés reordena sus marcas textiles femeninasAnteriorSigueinteLos secretos de las interacciones en Facebook

Noticias recomendadas