líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Tendencias en Marketing

El consumo de moda en España crece un 9,9% en valor en enero

El oligopolio del sector textil acumula el 51% del crecimiento en el mes de enero

El sector textil empieza 2019 con números positivos, pero solo unos pocos retailers concentran este crecimiento.

modaHace algún tiempo que el sector de la moda comenzó a dar síntomas de agotamiento en nuestro país y las nuevas cifras que ofrece Kantar Worldpanel parecen confirmarlo.

El consumo de moda en España ha empezado el año con datos favorables después de un final de año inestable, pues 2018 se cerró con un retroceso del 1,7% en valor respecto 2017.

Un año especialmente penalizado por la caída en las compras de calzado y, como consecuencia de unos hábitos de compra cambiantes al estar sujetos a circunstancias variables como el clima, la promocionalidad y factores económico-sociales.

En este contexto se sitúan los datos de los dos últimos meses del año: noviembre con un crecimiento en valor del 0,4%, por el impacto en ventas del Black Friday que, además, provocó un adelanto en las compras navideñas, penalizando el mes de diciembre con una caída en su facturación del 3,7%. Dejando el gasto medio por comprador de 2018 en 584 euros, un 2,7% menos que en 2017.

Tras este final de año tan inconstante, el sector textil español ha cerrado el mes de enero con datos favorables, tras crecer un 9,9% en valor.

Las principales causas de este repunte son una mayor capacidad de atraer a compradores a las tiendas, con casi un millón más de visitas que en enero de 2018, y un aumento del 5,2% en el gasto por cliente, situándose en 107 euros.

Según Rosa Pilar López, directora Fashion & Beauty en Kantar Worldpanel España, estos datos pueden deberse a “una climatología propicia, con la llegada de la ola de frío en la segunda semana de enero, y su oportuna coincidencia con el inicio de las rebajas”.

Aprovechando las rebajas, el consumidor ha priorizado la adquisición de artículos de más valor, como las prendas de abrigo y el calzado, productos que han concentrado el 62% del crecimiento total del gasto en enero.

Desde el punto de vista de la distribución, las cadenas de moda y los grandes almacenes han sido los canales preferidos por los consumidores para hacer sus compras de enero, concentrando el 58,5% de toda la facturación del sector, por delante del resto de canales.

Pero a pesar de estos resultados positivos, la subida ha quedado en manos de unos pocos, que acumularon el 51% del crecimiento, y que, según añade Rosa Pilar López, “se puede explicar porque no todos los retailers han aprovechado de la misma manera estas circunstancias ya que hemos podido ver que el consumidor ha dado menos protagonismo al líder del low cost”.

Más allá de la inestabilidad del sector, la compra por Internet sigue mostrando su potencial de crecimiento año tras año y este enero se ha situado en el 7,7% del total de la facturación del sector, casi un punto más que en 2018, cuando su cota fue del 6,9%. Aunque fue en el pasado mes de noviembre, con las campañas de Black Friday y Navidad cuando se lograron las cuotas más altas.

La publicidad no es un juego de niños... ¿o sí?AnteriorSigueinteNetflix triunfa en los Oscar con la película "Roma"

Noticias recomendadas