líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

La falta de stock ya es el principal problema de los consumidores españoles

Tendencias en MarketingLos consumidores adelantan sus compras de Navidad

Estas son las conclusiones del estudio ‘Essentials’, de Ipsos

La falta de stock ya es el principal problema de los consumidores españoles

Berta Jiménez

Escrito por Berta Jiménez

1 de cada 5 encuestados a nivel global reconoce que el desabastecimiento mundial actual está siendo un problema a la hora de comprar.

A pesar de que la pandemia de la covid-19 aún está lejos de ver el final, en muchos países desarrollados la situación va volviendo poco a poco a la normalidad. Los contagios se han reducido notablemente gracias a la vacunación masiva y las restricciones son cada vez menos. Eso se nota en la actividad en las calles y en los locales comerciales, que vuelven a llenarse de clientes.

Con las Navidades a la vuelta de la esquina, uno de los periodos de más consumo, la compañía de investigación de mercados Ipsos ha querido analizar cómo se plantean los consumidores las compras navideñas. Según refleja su estudio Essentials en su última oleada, la reactivación del consumo ha provocado un “desajuste entre la oferta y la demanda”. La muestra de este estudio está formada por unos 1.000 individuos de 16 países, entre los que se encuentran Alemania, Canadá, Estados Unidos, Francia, India y Japón, España, Corea del Sur, Italia, China, México, Sudáfrica y Rusia.

Los retos ante la temporada navideña

A nivel global, un 61% de las personas entrevistadas declara haberse enfrentado a algún desafío en las compras que ha realizado últimamente, situando el precio en primer lugar. En este sentido, un 23% declara que ha percibido un aumento de los precios en las últimas semanas. En segundo lugar, un 20% de los consumidores menciona la falta de stock de algunos productos. Es decir, 1 de cada 5 personas confiesa haber tenido problemas con la falta de abastecimiento a la hora de hacer sus compras.

Otros temas como las largas colas para pagar en las tiendas físicas (16% de los encuestados lo mencionan) o la inseguridad por la falta de distancia social (12%) son algunas de las preocupaciones que también se observan en el estudio, además de las ya observadas tendencias como el giro hacia la sostenibilidad.

Dos mujeres miran el móvil y comentan los productos de la tienda.

En España, por su parte, un 57% de la población considera que ha tenido que enfrentarse recientemente a algún reto a la hora de comprar. En este caso, en la primera posición se sitúa el problema de la falta de stock (16%). También las subidas en el precio de muchos productos se han percibido como algo negativo, algo que indiscutiblemente va de la mano con los problemas de abastecimiento a nivel mundial, ya que a menor oferta y mayor demanda los precios se incrementan.

La no disponibilidad de productos a la hora de comprar es un tema cada vez más presente en las últimas oleadas de este estudio. De hecho, Ipsos destaca que un 56% de la población global adelantará sus compras navideñas para evitar que los productos se agoten, siendo más común entre los padres de familia (67%) que en las personas que no tienen hijos (50%).

El 46% de los consumidores cree que la covid-19 afectará a sus compras

Según los datos del estudio, una vez levantadas la mayor parte de las restricciones y los cierres perimetrales, disminuye considerablemente el número de personas que cree que la covid-19 afectará a su forma de comprar para las fiestas de esta temporada. De media, un 46% de la población mundial sigue pensando que el virus afectará a su forma de adquirir productos y servicios, 12 puntos por debajo que el año pasado, cuando se situaba en un 58%.

En España, esa percepción también disminuye, pasando de un 68% a un 40%, una de las mayores bajadas de los países analizados. Aun así, la población española se sitúa entre las sociedades europeas que cree que el coronavirus más va afectar en su forma de comprar estas fiestas. Un 30% declara que comprará más online que en 2020, aunque el mismo porcentaje de personas afirma que pasará más tiempo realizando compras en tiendas físicas.

Un 28% dice que adquirirá más productos típicos de Navidad para aumentar su espíritu navideño y un 27% dice que invertirá más en experiencias que en regalos físicos. Las categorías donde más se incrementará el gasto en las próximas semanas serán alimentación (17%), moda y accesorios (15%), telecomunicaciones, vacaciones y viajes y restaurantes y comida para llevar con un 14% en los tres casos, y un 13% comprará más en productos de cuidado personal y de belleza.

 

BBVA se presenta en Italia desde la ventana "indiscreta" de Teo, su primer clienteAnteriorSigueinteLa magia envuelve este spot navideño de Disney con Elsa o Buzz Lightyear cobrando vida

Contenido patrocinado