Tendencias

La confianza del consumidor recupera los niveles de 2007, según Nielsen

El Índice Global de Confianza de los Consumidores Nielsen del primer trimestre de 2010 recupera los niveles más altos desde el tercer cuarto de 2007, un signo de que el mundo entero comienza a dejar atrás la recesión.

El índice global sube hasta los 92 puntos, lo que supone un incremento de seis puntos en los últimos seis meses y sólo dos menos que los 94 que marcaba en el primer trimestre de 2007, justo antes de empezar a caer con la crisis mundial, que determinó un descenso hasta los 77 puntos a comienzos del año pasado.

En este primer trimestre, la confianza de los consumidores crece en 40 de los 55 países analizados, con India (127 puntos), Indonesia (116) y Noruega (115) encabezando la lista de países con mayor confianza y con Lituania (46 puntos), Croacia (48) y Portugal (51) en el extremo opuesto.

“Todos estamos preparados para una lenta recuperación, y empezó a haber signos positivos en los últimos doce meses, pero es en el primer trimestre de este año cuando se ve una tendencia general hacia la recuperación económica”, señala Venkatesh Bala, Economista Jefe de The Cambridge Group, que forma parte de Nielsen.

“Por primera vez en dos años, los datos globales de Nielsen sobre los consumidores evidencian que las condiciones económicas están mejorando, mientras fabricantes y distribuidores esperan ansiosamente para que las intenciones de aumentar el consumo se vuelvan realidad”, dijo apuntando que el porcentaje de consumidores que piensan que estamos viviendo una recesión cayó 19 puntos hasta el 58%, frente al 77% de hace un año.

Con 79 puntos, el Índice de Confianza de España se sitúa ligeramente por encima de los 78 de promedio europeo, superando los 75 de Italia, 74 de Alemania y 68 de Francia, aunque las opiniones de los consumidores españoles no son excesivamente optimistas.

Sólo el 30% de los participantes en el estudio opina que sus perspectivas laborales para los próximos doce meses son excelentes o muy buenas, frente al 39% que cree que no son tan buenas, y un 27% que las considera malas. Aún así son mejores que la media europea, donde sólo un 23% piensa tener buenas perspectivas laborales, por el 49 que no las ve tan buenas, y un 24% que las considera malas.

Respecto a su situación económica personal, el 43% de los españoles participantes en el estudio la define como buena o excelente; para el 41% es no tan buena, y el 12% la considera mala.

En cuanto a las principales preocupaciones de los españoles sigue destacando claramente el paro y la seguridad laboral, citadas en primer lugar por el 23% de los encuestados; y la economía, con un 20%; a las que se podrían sumar el 7% que menciona las deudas. España es el país europeo que más inquietud muestra por la estabilidad laboral, pues al 23% que la cita como su mayor preocupación se suma otro 16% que la cita en segundo lugar.

Entre los españoles, la preocupación por el paro y la economía han aumentado notablemente respecto al año anterior, al tiempo que ha disminuido por temas como la salud, el incremento de las facturas y los precios de los alimentos, o el terrorismo.

Te recomendamos

TAPTAP

ADN

Recopilatorio

Enamorando

Compartir