Tendencias

Una mejor calidad-precio es el factor más atrayente para cambiar de marcas

La mitad de los españoles son más propensos a probar nuevas marcas que hace 5 años

Para el informe "La fidelidad del shopper en cuestión" un 90% de usuarios tienen un carácter que les hace estar predispuestos a cambiar de marca, y al menos la mitad suelen hacerlo

consumidores-cambio-marcas

Actualmente, la tendencia del consumidor post crisis a probar nuevos productos fuera de las marcas de siempre es mucho mayor que hace 5 años. Concretamente, la mitad de los españoles alberga cierta predisposición a ser “infiel” a sus marcas de toda la vida. Esta es la principal conclusión del informe “La fidelidad del shopper en cuestión” elaborado por Nielsen.

Y es que finalmente los usuarios han empezado a mostrar una mejor actitud hacia los productos y servicios nuevos o distintos a los que suelen consumir. Más del 90% de los españoles tienden a tener un carácter propenso a variar su cesta. Y de entre ellos, un 36% reconocen ser auténticos aficionados a probar marcas, a nuevos lanzamientos y siempre están atentos a lo diferente en el lineal. En cambio, solamente el 8% de los consumidores admite que le cuesta o no le interesa ser desleal a sus marcas de siempre o variar la composición de su cesta de la compra habitual.

consumidores-cambio-marcas

Los españoles, a diferencia por ejemplo de los alemanes, que solo miran el precio, buscamos siempre la mejor relación calidad-precio a la hora de consumir. Este factor es precisamente el que puede influir o incentivar un cambio, al menos para el 48% de los consumidores. Una calidad superior motiva al cambio al 27% de los clientes, y otro 25% se me movido por una mayor facilidad de uso. El valor del producto, en definitiva, es más importante que el precio para el consumidor actual.

Además de los atributos del producto que puedan incitar al cambio, el modo o mensaje en que sus cualidades llegan hasta nosotros es igualmente importante. Dos de cada tres están influidos por las recomendaciones de su entorno familiar y social. Por otro lado, más de la mitad hacen caso a críticas y opiniones de otros consumidores. La experiencia personal, por lo tanto, es clave para elegir cambiar de marca.

Sin embargo, los mensajes publicitarios directos de la marca tienen una influencia menor en el consumo. Los anuncios (audiovisuales o impresos) son efectivos en una tercera parte de los consumidores; otros tantos reciben la influencia directa a través de la publicidad de los soportes publicitarios externos del espacio urbano. Por otra parte, sólo un 25% de los españoles da importancia al poder de atracción de la marca a la hora de considerar probar productos distintos a los usuales.

consumidores-cambio-marcas

La sostenibilidad y el medio ambiente, asimismo, están empezando a provocar que el consumidor escoja productos distintos en el lineal. Al 23% le interesa que el producto sea local, mientras que al 18% le sucede lo mismo cuando la marca es socialmente responsable.

Según Ángela López, directora de Iniciativas Estratégicas de Nielsen España, “más allá de los aspectos habituales de calidad-precio, que son intrínsecos a nuestras demandas como consumidor, empieza a surgir una motivación sostenible que puede hacernos cambiar de idea cuando estamos ante el lineal”.

“Alimentos o bebidas de productos locales son una buena alternativa para ‘robar’ consumidores porque cada vez estamos más concienciados de la importancia que un sector como el agroalimentario tiene para la economía local. Eso también es sostenibilidad y casi seis de cada diez españoles suelen decantarse por el Made in Spain” añade Ángela López.

Te recomendamos

Outbrain

MKD

A3media

T2O

Compartir