Tendencias

La patente única europea por fin más cerca que nunca (y España no la acepta)

Parece incluso una leyenda urbana, una utopía. Tras escuchar las promesas de que pronto llegaría la patente única europea año tras año, parece que esta vez sí está más cerca que nunca, excepto para España, que muestra su oposición, lo que podría significar un auténtico caos para las empresas del país.

El presidente de la Oficina Europea de Patentes (EPO), Benoît Batistelli, sabe que la gente no tiene mucha convicción sobre lo que dice respecto a esta patente, por ello a pesar del escepticismo, insiste durante varias veces: "Soy consciente de que les digo algo parecido todos los años. Cuando estuvimos aquí en marzo de 2016, les dije que ese sería el año de la patente única europea, y creo sinceramente que lo habría sido de no ser por el referéndum del Brexit en Reino Unido. A día de hoy, siento la confianza suficiente como para decirles que 2017, esta vez sí, será el año de la patente única europea".

Pero ahora viene el dilema, ¿qué es lo que ocurre con España y este nuevo sistema? Resulta que nuestro país se opone radicalmente a ello debido a que no emplea el idioma español a la hora de registrarse. A esta queja se sumó Italia, que al final ha cedido y ha acabado aceptando el acuerdo.

Lo que España intenta es presionar para modificar la elección de los idiomas, ya que este acuerdo señala que las patentes podrán registrarse en inglés, francés o alemán, tres de los idiomas cooficiales de la UE. El problema es que, además de estos, hay muchos otros en la comunidad europea, que cuenta con un total de 24 idiomas oficiales. Ante este hecho España no entiende por qué han decidido utilizar solo tres de ellos. Lo que se propone es que, o bien se emplee solamente el inglés, o que se incluya también el español y el italiano.

"El sistema europeo de patentes es trilingüe. Para conseguir el efecto de reducción de costes que buscábamos, era importante implementar ese principio. Fue una decisión política de los países miembros", explican desde la EPO.

Sin embargo actualmente son 12 los países que han firmado el acuerdo, ya que la reivindicación de España e Italia se enquistó, logrando así que Italia cediera y firmara el acuerdo con los tres idiomas elegidos, algo que España no pretende hacer de momento. Por su parte, Reino Unido confirmó su intención de ratificarla durante el primer trimestre de 2017. Si cumple con ello, ya serán 13 los países que la aceptan, y la EPO promete tenerlo todo en marcha para el 1 de diciembre de este año.

Con este nuevo sistema se simplificará y facilitará el procedimiento de registrar una patente, lo cual será bueno tanto para fomentar la innovación en la UE y para atraer a otros países y empresas extranjeras. Sin embargo, también supondría la desaparición de las oficinas de patentes locales.

"La futura patente unitaria reducirá los costes financieros y administrativos para los negocios innovadores, porque convertirá a la EPO en el único interlocutor, tanto antes como después de ser concedida la patente", explica Jana Kotalik, portavoz de la EPO, añadiendo que sus ventajas se notarán sobre todo en las PYMES, ya que estas suelen tener menos recursos que dedicar al registro y defensa de patentes.

A pesar de ello, es posible que España acabe cediendo antes o después a firmar el acuerdo, un hecho que el propio texto contempla, por lo que supondría una pequeña humillación para España, pero no habría ninguna otra consecuencia. El problema es si no cede, ya que las cosas se complicarían, sobre todo para las empresas e instituciones que se dedican a innovar en el país.

Si esto sucediera, una empresa con sede en España tendría que solicitar una patente unitaria, lo que permitiría a un tercero aprovechar en nuestro país la tecnología protegida pero no exportarla; pedir una patente española que impediría a otro aprovechar la tecnología protegida en España, pero le daría manos libres para hacerlo en el extranjero, y solicitar las dos patentes, lo que le daría protección general pero duplicaría los costes, tanto de solicitud como de defensa.

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

icemd

Compartir