Tendencias

Con el curso-videojuego Gamelearn podrá practicar habilidades de liderazgo y gestión de equipos

Las claves necesarias para ser un buen líder

Cada vez son más las empresas que demandan un líder de equipo. Estas son las principales competencias que buscan en este perfil profesional

competencias

Ser un buen líder es uno de los requisitos que más valoran hoy en día las empresas. Tener buenas competencias de liderazgo y saber dirigir un equipo es una cualidad que no todo el mundo tiene, sin embargo, con algunas nociones básicas y algo de práctica se pueden mejorar hasta conseguir convertirse en el mejor.

Pero, ¿cuáles deben ser las competencias básicas de un verdadero líder? Aunque la lista de competencias que requiere este puesto de responsabilidad podría ser infinitas, en Gamelearn han elaborado una práctica infografía que recoge las 11 habilidades principales que debe tener un líder de equipo.

liderazgo

PROACTIVIDAD DESDE EL PRIMER MOMENTO

Un buen líder debe ser proactivo desde el primer momento en el que llega a una empresa o asume como nuevo este cargo, y debe ser capaz de demostrar, desde el primer momento, que es una persona capaz de tomar la iniciativa ante diferentes situaciones, de tener nuevas ideas y de ponerlas en marcha junto a su equipo.

La llegada o el nombramiento de un nuevo líder debe ser, en definitiva, un motor de cambio dentro del equipo.

EL LIDERARGO, DESDE DENTRO HACIA AFUERA

Un dirigente debe empezar liderando desde dentro, sabiendo gestionar, primero, a su equipo, para luego poder extender su influencia hacia afuera (aunque no siempre será así).

El líder es el principal responsable de que su equipo esté liderado

RECOMPENSAR Y MOTIVAR

Un líder vive del trabajo de su equipo, por ello, tener un equipo motivado, con ganas de trabajar y con buena actitud es imprescindible.

Todas estas actitudes conducen a obtener unos buenos resultados en el trabajo realizado, y como líder, debe ser consciente de ello y recompensarlo para mantener esta actitud en su equipo durante el tiempo.

El líder será el principal responsable de que su equipo esté motivado. Para conseguirlo, el trabajo por incentivos puede ser una buena forma de recompensar el trabajo bien hecho, aunque, en ocasiones, valorar su trabajo y apreciar su actitud es suficiente para motivarles.

liderazgo

SER UN BUEN COMUNICADOR

La información es poder, y por ello, tener habilidades comunicativas es una de las competencias más valoran las empresas, tanto en el presente como de cara al futuro.

Ser un buen comunicador pasa por escuchar las opiniones del equipo y de los clientes, valorarlas y tenerlas en cuenta para, a partir de ahí, tomar la mejor decisión posible y comunicarla con claridad.

Como buen comunicador, este profesional debe ser también asertivo, y ser capaz de expresar sus intereses y opiniones de forma tranquila y sin anteponer sus intereses a los demás.

Ser empático y comprender las preocupaciones y necesidades de su equipo

EMPATÍA

La empatía es un valor que todas las partes de un equipo deberían tener, y, para ello, tener un líder que de ejemplo practicando la empatía generará un entorno laboral en el que todos los componentes se sientan cómodos.

Los buenos líderes deben ser capaces de ponerse en la piel de las personas que forman parte de su equipo, comprender cuáles son sus preocupaciones y necesidades.

Para demostrar esta faceta ante su equipo, trate de alegrarse por los éxitos conseguidos en su grupo de trabajo y disgustese con sus fracasos, tal como o hacen ellos, pero motivándoles para que no vuelva a pasar en futuras ocasiones.

Fijar objetivos a corto plazo supone que sea más fácil alcanzarlos

LOS TRIUNFOS HAY QUE CELEBRARLOS

Entre las cosas que las empresas más demandan a los líderes es la habilidad para gestionar los éxitos.

Para ello, debe ser capaz de fijar metas a corto y largo plazo, de tal manera que, para cumplir los objetivos finales, haya que pasar por varios escalones.

Fijar estos objetivos a corto plazo supone que sea más fácil alcanzarlos y, por tanto, ir celebrando pequeñas victorias que sirvan para acercarse más a los grandes objetivos.

Los líderes deben adaptarse y proponer nuevos cambios

ADAPTACIÓN AL CAMBIO

Vivimos en una sociedad en continuo cambio, en el que las empresas deben adaptarse cada cierto tiempo a los nuevos retos que plantea la sociedad.

En este contexto, los líderes no solo deben ser capaces de adaptarse al cambio, sino también proponer pequeños cambios que ayuden a las empresas, y a las personas que la conforman, a ser lo más eficientes posible.

SEGUIMIENTO

De nada sirve poner en práctica todas las aptitudes anteriores si el líder no hace un seguimiento de ellas, que le permita comprobar el impacto de sus decisiones.

Asimismo, debe ser capaz de localizar las carencias de su equipo para trabajar en ellas y mejorarlas.

Todas estas competencias no son innatas a los líderes, sino que las personas que desean obtener este puesto, trabajan en desarrollarlas día a día. Una buena forma de practicar es a partir de Gamelearn, un curso-videojuego de liderazgo y gestión de equipos, acudiendo a cursos de liderazgo o tratando de aplicar estas capacidades a su entorno personal.

Te recomendamos

Dmexco 2019

Miami Ad School

Outbrain

T2O

Compartir