Tendencias

LAS TORNAS SE HAN INVERTIDO: MARCAS EN MANOS DE CELEBRITIES

El éxito de los famosos para anunciar productos es ya viejo. Lo hacen las estrellas hollywoodienses a nivel global, como Nicole Kidman con Chanel nº 5 y los anunciantes más pequeños siguen esta tendencia a nivel nacional, como Patricia Conde en el spot de Ensaladas Isabel, por citar un ejemplo. Marcas sirviéndose de celebrities. Ironías de la vida, los roles se han invertido y ahora son los famosos los que controlan la situación. Esta es la última tendencia en Estados Unidos, como aparece recogido en un artículo de The New York Times.

Las cifras hablan por sí solas: según datos de la compañía de análisis de mercado Millward Brown, en el 14% de los spots emitidos a nivel global aparecía un famoso en 2007 y esta cifra ascendía al 24% en India y al 45% en el caso de Taiwan. El motivo es que los famosos siguen vendiendo, por una parte, como explicó el ejecutivo de estrategias de marca, Eli Portnoy al diario neoyorquino: "La realidad es que la gente quiere un trozo de algo que no puede llegar a ser". Por otra, la humanización del personaje famoso a través de los programas y revistas de chismorreos ha cambiado considerablemente la imagen que éstos proyectaban al resto de los mortales. Esto ha convertido al star system en algo lejano pero imitable.

Y los primeros que han visto una mina de oro en este panorama han sido los propios actores y cantantes. Especialmente los segundos, que han visto las marcas una plataforma no sólo de promoción de sus temas, sino de participación dentro de la producción y por tanto beneficios, de las propias empresas. Según el ejecutivo publicitario Steve Stoute: "El hip hop abrió los ojos de par en par a otros géneros musicales en cuanto a manera de relacionarse con las empresas y no ser vistos como traidores".

Así el rapero Sean Combs se asoció con la firma de bebidas alcohólicas Diageo el pasado año. Al principio le ofrecieron ser imagen de marca del producto y el músico rechazó la oferta. "Mi marca es pura dinamita. A esta marca le habría llevado 10 años llegar al nivel al que yo les puedo llevar en uno", aseguró. Así que le ofrecieron el puesto de director de marca del vodak Ciroc y lo aceptó gustosamente. Combs tiene claro que es lo que busca cuando trabaja con una marca: "En estos momentos ya no me interesan las simples promociones. Quiero tener participaciones en las empresas".

Otro caso a tener en cuenta es el de la mainstream Rihanna y su más que tarareada Umbrella. La empresa de paraguas Totes Isotoner llevaba 30 años vendiendo una humilde gama de estos artículos. Al escuchar el que sería el futuro tema del año les pareció el lema perfecto. Todavía no se imaginaban que acabaría ganando un Grammy. Rihanna accedió a la promoción a cambio de dos condiciones: poder diseñar paraguas a su gusto y al de su equipo y participar de los beneficios de ventas de los mismos.

Te recomendamos

Enamorando

Atresmedia

ADN by DAN

icemd

Compartir