Tendencias

Los consumidores españoles rompen su lealtad con las marcas por la crisis, según Millward Brown

Los consumidores españoles rompen su lealtad con las marcas por la crisis, según Millward BrownLas sacudidas de la economía de agosto y septiembre han impresionado a los consumidores. Tanto que inspiran temor y dan la sensación de que nos adentramos en una recaída dentor de la depresión y que no se vislumbra el final. Así al menos lo aseguran desde Millward Brown en su habitual índice de comportamiento del consumidor sobre las “Perspectivas de consumo” en España. La novedad que introduce septiembre es que ha cristalizado un clima de intimidación, un reforzamiento de la aversión al riesgo. Los consumidores perciben una situación de crisis económica mala. De esta forma, el Índice de Confianza del Consumidor registrado en septiembre es el segundo peor de la serie, con un -38,6%, sólo superado por el de mayo.

La valoración de la situación económica del país es, casi unánimamente, considerada como mala o muy mala (-80,4%), la valoración del momento para realizar grandes compras mantiene, con altibajos, su tendencia negativa (-47,8), igual que la previsión de la situación económica del hogar dentro de seis meses (-4,7). La valoración de la economía del hogar se mantiene en un tono algo más positivo (12,3).

El impacto de este repliegue sobre el repertorio de marcas a considerar por los consumidores es directo: quienes piensan que lo mejor es comprar marcas de los distribuidores ya que son más baratas y tienen garantía alcanzan el 52,6%, mientras que descienden al 18,7%-el menor registro de la serie, con diferencia- los que opinan que lo mejor es comprar marcas conocidas ya que son las que ofrecen seguridad. Simultáneamente, crecen quienes prefieren probar entre varias marcas (24,3%), lo que revela que la ruptura de la lealtad con las marcas es uno de los rasgos estructurales del momento y que el precio se refuerza como elemento dominante en el proceso de decisiones de los consumidores.

Como es natural, en este clima, el comportamiento ante las compras se hace más conservador pero esta idea tiene matices. Los datos sobre la evolución de los gastos del hogar en los últimos meses muestran una leve retroceso, sobre todo en vestido y complementos, por lo que es posible que se deba al verano.

Te recomendamos

#Highway2Sales

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir