líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Marcas blancas ¿sí o no? Esa es la cuestión que entra en la cesta de la compra de la crisis

Que estamos en crisis no es nada nuevo. Y que todos intentamos ahorrarnos hasta el último céntimo en todas nuestras compras tampoco lo es. De hehco, las marcas están tratando por todos los medios de sortear estos años de forma exitosa, pero algunas han hecho públicas sus cifras de negocio y el rojo es el color de los números que registran. ¿Marcas blancas o no? Esa es la cuestión que entra ahora en la cesta de la compra de muchos hogares españoles.Parece que, para ahorrarnos unos céntimos, que al final suman euros, podemos estar dispuestos a sacrificar el valor de las marcas conocidas y que siempre hemos comprado. Aunque hay estudios que reflejan precisamente todo lo contrario…

Cuatro de cada cinco españoles –hasta un 88% en algunos productos- prefiere productos de marca en los artículos básicos de su cesta de la compra. Así se desprende del estudio elaborado por Focus Estrategias de Comunicación con la colaboración de D. José Luis Nueno, profesor de Marketing en IESE, con el objetivo de investigar las preferencias del consumidor, eso sí, a igualdad de precio ante opciones de marcas de fabricante y marcas de distribución.

Los principales motivos indicados por los consumidores para elegir una marca concreta son la calidad y el sabor, así como la naturalidad del producto adquirido. En cambio, sólo el bajo precio sustenta la compra de marcas de distribución en la mayoría de compras de productos básicos de alimentación: sus índices de elección caen rotundamente cuando se presentan al consumidor sin diferencial de precio.

El estudio “Las marcas, aspiración o resignación” se ha realizado aislando la variable precio mediante un test de compra simulado. El objetivo era ofrecer al consumidor la posibilidad de comprar sin pensar en el PVP. Para ello, se seleccionaron tres artículos fundamentales de la cesta de la compra: leche, como producto básico por excelencia; aceite, como representante de la dieta mediterránea; y atún, como emblema de la cocina combinatoria. Y se ubicaron en lineales donde todos los productos de cada categoría tuvieran el mismo precio (independientemente de su marca) y en algún caso dando mayor espacio a los artículos pertenecientes a marcas de distribución. A pesar de esta “ventaja” en la disposición del género, los españoles elegían mayoritariamente marcas de fabricante.

Las marcas preferidas por los españoles son Central Lechera Asturiana en leche con un 45%, Carbonell en aceite con un 44% y Calvo en atún con un 30%. En términos generales, un 88% elegía una marca concreta cuando se trataba de aceite, más de un 78% seleccionaba una marca specifica de leche y casi un 80% adquiría un atún de marca de fabricante.

La muestra elegida ha sido de más de 600 personas con edades comprendidas entre los 24 y los 70 años en 8 ciudades distintas de toda España. Aunque los comportamientos de elección son bastante homogéneos tanto en edad, como sexo y lugar de procedencia, algunas zonas se han mostrado más proclives que otras a la adquisición de artículos de marca. Asimismo, en general, se observa una mayor orientación a las marcas de fabricante entre los más mayores.

Para ver el vídeo de esta presentación, pulse aquí.

"En televisión, todo está apuntado en España, pero no desarrollado", A. BuenafuenteAnteriorSigueinteLos adultos de EEUU dedican más tiempo a su móvil que a leer periódicos o revistas

Noticias recomendadas