Tendencias

No es tanto lo que les separa como lo que les une: ¿Hay diferencia entre El Sol y el c de c?

La llegada del 2017 ha marcado el inicio de un nuevo curso marketero. Durante las últimas semanas hemos sido testigos de la presentación de algunos de los grandes festivales y citas creativas que marcarán las pautas a seguir durante los próximos meses en materia creativa.

Dos de estas citas son sin duda El Sol. El Festival Iberoamericano de la Comunicación Publicitaria y el c de c. El primero de estos celebrará su 32ª edición los días 1, 2 y 3 de junio en Bilbao. En el caso del segundo será San Sebastián el escenario sobre el que se desarrolle durante los días 16, 17 y 18 de marzo.

Estamos ante dos de los grandes espacios creativos del sector. Punto de encuentro del reconocimiento de la creatividad y de los que se derivan las ideas y pautas que marcarán las próximas tendencias sobre las que avanzaremos.

Si algo han intentado dejar claro durante las presentaciones de las que este medio ha sido testigo, es que tanto El Sol como el c de c han realizado una clara apuesta por la innovación. Su objetivo es erigirse no solamente como festivales creativos sino que buscan posicionarse como referentes de la industria de la comunicación comercial.

Una decisión que, lejos de diferenciarles, parece que cada vez acerca más su línea de desarrollo, ejecución y metas a batir. Un hecho que ha llamado la atención de este medio y sobre el que hemos investigado para poner de relieve esas evidencias de las que hablamos en estas líneas.

El primer paso es destacar las principales novedades con las que nos han sido presentados los programas de ambos encuentros.

Las novedades de El Sol

La 32ª edición de El Sol estará dividida en tres áreas: Premios (jurado, secciones, entrega de premios), Congreso (conferencias y contenidos) y Ocio.

Cada una de ellas estará dirigida por Xavier Olazábal, CEO de Publicis y Cristina Barturen, directora general de Arnold (Premios); Javier Suso, CEO de Grey España (Congreso), además de Vicente Hernández, presidente de M&C Saatchi (Ocio).

Además nos encontramos con tres secciones inéditas: Diseño, Producción y Creatividad Eficaz. El CEO de Publicis dejó claro que no pretenden competir el festival de la Eficacia aunque para realizar la inscripción deberán certificar un premio a la eficacia (Eficacia, Effie o Effie LATAM).

El objetivo principal es conformar un diálogo abierto entre todos los agentes de la industria y de la comunicación comercial. Razón por la que se ha dado cabida a todos los agentes para ser más que un festival creativo.

Las novedades c de c 2017

Durante la presentación del c de 2017 nos quedó una idea muy clara: Los festivales que se celebran en la industria son negocios. Este no. Se definen como una asociación que busca mejorar la percepción en el exterior ante la opinión pública, y ser relevantes dentro del mercado creativo.

Lo único que buscan es premiar la mejor creatividad de España y señalan, sobre el precio de las inscripciones, que este únicamente actúa como filtro de calidad.

Guille Viglione, presidente del c de c destacaba durante la comida en la que fueron desveladas las novedades de la nueva edición la siguiente frase: “Queremos ser el punto de encuentro de la industria”.

“La creatividad es mucho más que los creativos”. Este es el lema de este año puesto que la cita tiene la vista puesta en erigirse como el escenario sobre el que redefinir la comunicación junto a todos los actores del sector.

Tres jornadas en las que seremos testigos de más de 80 actividades entre conferencias, talleres, debates y exposiciones.

En busca de la "diferenciación": las semejanzas entre ambos festivales

“Queremos ser muy buenos y no competimos con El Sol (…) todos los que estamos aquí no queremos competir sino hacer un evento fantástico y no mejor que El Sol, sino el mejor para nuestros socios”, destacaba Viglione durante la presentación.

Esta es parte de la respuesta a la pregunta realizada por nuestro editor y fundador, Javier Piedrahita durante la presentación: ¿En qué os diferenciáis? (en relación a ambos festivales).

“No nos queremos diferenciar, queremos ser los mejores”, destacaba Viglione, señalando que ellos ponen el acento en el área de los distintos colectivos mirándose juntos (no se trata de enseñar, sólo aportar) y la formación.

“Buscamos dos cosas: mejorar nuestro trabajo y percepción en el sector, opinión pública y mercado, y ser relevantes para el mercado de los publicitarios”, explica Viglione. “No tenemos un objetivo de cantidad sino de calidad y de relacionarnos entre nosotros (…) No queremos competir”.

“Gran parte de lo que soy publicitariamente en este vida es gracias a El Sol. Me encanta El Sol. Me encanta que haya un festival que busca crear una tendencia en el mundo latinoamericano y eso es exactamente El Sol”, concluye Viglione.

A pesar de estas declaraciones, lo cierto es que no podemos encontrar ciertas similitudes entre ambos festivales. En su apuesta por la renovación, tanto El Sol como el c de c buscan ir más allá de la creatividad y erigirse como un punto de encuentro para el sector.

Uno de los temas que merece una mención dentro del panorama de cambios, es la desaparición de la Fundación en el caso de El Sol. En una entrevista concedida por el CEO de Publicis en El Programa de la Publicidad, destaca que “esta nunca se llegó a cerrar”.

“Fue un proyecto que se anunció pero nunca fue definido como tal y por ahora ha quedado aparcado. Recordemos que se trata de una iniciativa conocida en julio de 2013 puesta en marcha por el entonces director de El Sol, Jordi Palomar.

El objetivo de esta era erigirse como un plan de actuación para que el Festival Iberoamericano de la Comunicación Publicitaria se mantuviese como líder en la región. Estaría compuesto por un Consejo Asesor formado por 11 creativos en activo en representación de los principales países del mercado iberoamericano. Al mismo tiempo, la fundación implicaría a los Clubs de Creativos de estas naciones.

¿Realmente son tan diferentes El Sol y el c de c?

Tras exponer todas las novedades con las que estas dos grandes citas intentarán sorprendernos este 2017, nos damos cuenta de que ambos siguen una línea similar y un objetivo común: convertirse en punto de encuentro del sector y una clara apuesta por la eficacia publicitaria. Una percepción que se entiende perfectamente a lo largo de las líneas que les ofrecemos a continuación.

“Creo que una cosa es la intención con la que nacieron y otra en lo que se han convertido”, ha destacado Iván de Dios, director creativo de JWT Madrid. “Cada vez se han ido pareciendo más porque el número de piezas que se pueden presentar son limitadas”.

“En principio, el c de c nació diferente para cubrir el hueco que no lograba El Sol desde el punto de vista de la excelencia creativa”, ha destacado señalando que El Sol nació más como un festival planteado a la gente de la calle.

“El c de c unifica criterios de creativos más allá de la gente”, explica apuntando que “el c de c mantiene el rigor local mientras que El Sol es más internacional”, encontrándose a medio camino entre el carácter local del c de c y Cannes Lions.

Ha destacado que el c de c está más orientado a creativos jóvenes y “las ponencias se centran en cosas que no tienen tanto que ver con el sector en sí como son las formas de escribir de los copys o la dirección de arte. Hay muchas partes que no tienen que ver con la creatividad”.

“A los creativos nos gusta mucho el c de c porque nació para nosotros”, ha concluido Iván de Dios ante un festival El Sol que cuenta presenta un carácter más mediático y elitista.

En palabras de Tomás Gui, director creativo ejecutivo de dommo.x, “un Festival de publicidad, además de ser el certamen donde se premian las mejores campañas, debería servir también como herramienta de aprendizaje. Es decir, el lugar donde concentrar los próximos referentes para que creativos y marcas conozcan tendencias, formatos, innovación e ideas”.

El Festival de Cannes se ha puesto las pilas durante estos últimos cinco años. Recoge lo mejor y aporta valor. Sus conferencias y ponentes tienen un nivel altísimo. El contenido, tanto de las piezas inscritas como de las charlas, es fundamental para cualquiera que trabaja en nuestro sector. No puedo decir lo mismo de El Sol, que parece estar de capa caída”, expresa Gui.

“Estos tres últimos años has sido desastrosos. Y se ha convertido simplemente en un acto social para que los creativos salgan a divertirse. De todas formas todos esperamos que la directiva de El Sol cambie esta tendencia. El C de C sí que ha empezado a reforzarse para convertirse en festival de referencia. Año tras año atrae a más talento y su agenda es interesante. Todavía le falta un empujón definitivo para dejar esa sombra 'endogámica' que arrastra, pero va en la buena dirección”, concluye Gui.

Ahora le toca a usted juzgar: La balanza, ¿se equilibra hacia las semejanzas o las diferencias?

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

icemd

Compartir