líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Basic Label, un año de lucha intentando cambiar el sector publicitario

Tendencias en MarketingCartel publicitario.

La reacción por parte del sector publicitario en España se hace esperar

Basic Label, un año de lucha intentando cambiar el sector publicitario

Hasta la fecha, solo las agencias, Twelfhundred y Marzo, se han unido a la iniciativa.

La iniciativa Basic Label, el sello de calidad para agencias y escuelas de publicidad que cuidan de los becarios, celebra un año de vida, aunque sin vítores, ni confeti. Así lo transmiten desde la plataforma. Y aclaran que, por un lado, es positivo haber encontrado la motivación para que el proyecto sobreviva en el sector publicitario, entre tantas iniciativas que surgen y al poco tiempo mueren. Pero, aun así, la sensación que les queda en líneas generales es de descontento.

«No estamos decepcionados, porque no nos sorprende que algunas personas e instituciones nos apoyen de boquilla y después no hagan nada. Eso sí, a pesar de que lo vemos venir, es inevitable tener sentimientos negativos cuando el trabajo y tiempo dedicado no terminan de dar resultados notables», cuenta Mariajo Jiménez, socia fundadora de Basic Label.

Desde agosto de 2020, la plataforma ha ido evolucionando considerablemente. Empezó con el registro de Basic Label como asociación en octubre, cuando se unieron al proyecto de manera oficial Alberto Sánchez y María Prado. Continuó con su cambio de identidad corporativa, con Prado como directora de arte y diseñadora. Poco después, Glow Media creó el nuevo sitio web de la iniciativa. Y, finalmente, este primer año de actividad, culminó con la suma de las agencias Twelfhundred y Marzo como Instituciones Comprometidas, es decir, que llevan su sello.

«Aparte de lo que se ha visto en redes, por detrás se han dado todo tipo de situaciones. Con Basic Label han contactado instituciones muy importantes del sector en España, así como diferentes agencias y escuelas. Son conversaciones que suelen empezar con buenas intenciones, pero que en la gran mayoría de casos no llegan a ningún sitio, ya que se requiere un compromiso real para hacer algo con nosotros», cuentan los miembros de la Asociación.

A pesar de los altibajos, dicen que todavía conservan la esperanza: «Cuando recurren a nosotros para resolver dudas, para dar una charla, para colaborar en debates o proyectos… Todo eso nos anima a seguir». Y concluyen: «También nos motivan las experiencias que otros profesionales nos cuentan. Nos recuerdan que, por desgracia, sigue habiendo dos bandos bien definidos en el sector publicitario: quienes estamos con los becarios de publicidad y a quienes no les preocupan más allá de que existan para poder aprovecharse de su esfuerzo. Esta realidad nos da fuerzas para seguir luchando».

Nota de Prensa.

 

Apple avanza en su carrera por hacer rugir los motores del coche eléctrico de la marcaAnteriorSigueinteInstagram estrena una nueva funcionalidad para atar en corto a los "haters"

Noticias recomendadas