Tendencias

El sonido, un filón no explotado por el branding

El sonido es música celestial para los oídos (a veces sordos) del branding

Según un reciente estudio de la agencia Neuro-Insight, el impacto de branding puede ser fortalecido con la mera adición de elementos de audio.

brandingLos anunciantes y las agencias que pasan por alto el sonido como herramienta creativa están desperdiciando en realidad una fenomenal oportunidad marketera en términos de branding.

Según un reciente estudio de la agencia Neuro-Insight, el impacto de branding puede ser llevado en volandas con la mera adición de elementos de audio.

Neuro-Insight llegó a esta conclusión colgándose del brazo de un experto en audio branding y desarrollando una identidad sonora para una marca que adolecía de en ella en sus acciones de marketing y publicidad: Unilever.

El sonido resultante (una sutil combinación de notas altas y armónicas) fue a continuación editado e incorporado al final del branding visual de un anuncio de la marca de salsas Colman’s (filial de Unilever).

Cuando los consumidores fueron expuestos a la versión original y la versión editada del anuncio, los investigadores concluyeron que la respuesta cerebral al branding fue más elevada en todas las métricas involucradas en el estudio (engagement, intensidad emocional y codificación de la memoria) en la segunda versión del spot.

Aunque la identidad sonora mostrada en el anuncio era completamente nueva y el cerebro no tenía, por lo tanto, ninguna referencia de ella, su sola presencia sirvió para reforzar el impacto del branding en el spot.

La manera en que el sonido llega a ojos del consumidor tiene también un impacto de primer orden en el branding. El audio de alta calidad aumenta en un 66% la simpatía del oyente hacia lo que escucha (si se compara con el audio de calidad estándar). En cambio, el vídeo de alta calidad se traduce en un incremento en la simpatía de apenas un 2%.

El sonido desempeña asimismo un papel crucial en la creatividad publicitaria, y va mucho más de elegir canciones que estén en sintonía con el ánimo del que es deudor un spot en particular. Los anuncios que se toman la molestia de sincronizar su banda sonora con su propio tono robustecen la codificación del recuerdo a largo plazo.

Un uso diestro del sonido puede, por otra parte, fijar la atención del consumidor en partes clave del mensaje. Una pausa en la banda sonora puede crear tensión, lo que hace que el cerebro sea más receptivo a lo que viene a continuación, mientras que la música in crescendo alienta respuestas de tipo emocional y crea de nuevo un sentimiento de anticipación en el cerebro.

Con el creciente auge de la tecnología de voz, el sonido se convertirá en un ingrediente absolutamente ineludible en el branding de las marcas (que tendrán todas las de perder si no tienen una identidad sonora a su vera).

Te recomendamos

A3

ADN

Navidad

Recopilatorio

Enamorando

Compartir