¡Feliz y disruptivo 2016! Pero, sin hacerse daño…

foto javier nueva carta 200"Disrupción, ¿dónde te has quedado?", escribe el columnista crítico, Thomas Koch. Y prosigue: "2015 se suponía sería el año del gran cambio. Las revistas del sector, los ponentes de tanto evento, todos los protagonistas lo anunciaban: los diarios se mueren y de paso las revistas también. Se nos venía encima una gran catástrofe en los medios, que también arrasaría a la televisión. Los espectadores iban a dar la espalda a tanta repetida programación analógica. La búsqueda interminable llegaría a su fin y encontraría su paz en Netflix, Yomvi o Wuaki.

Todo (se nos dijo) iba a ser digital: los medios, la publicidad, el consumo y por supuesto, también los consumidores. Pero, ¿qué digo? ¿Digital? No, ¡móvil! Móvil adelanta a todos los medios a la velocidad de la luz. Nos convertimos en seres móviles para los que online solo fue una breve interrupción casual en este tsunami imparable en un corto espacio/tiempo. Un camino erróneo, inevitable.

foto1¿Y usted? ¿Ha disruptado en 2015 su campaña publicitaria? ¿Echando fuera lo analógico y metiendo lo móvil? Porque yo no he visto su campaña de contenido. ¿Dónde estaba su estrategia influencer? ¿Aún no compra sus medios de forma programática?

No quiero ser injusto. Claro que hubo una noticia disruptiva en 2015. La editorial Burda abandonó como accionista mayoritario la tienda online de alimentación para mascotas, Zooplus. El negocio, como que no pegaba con las demás actividades del holding mediático. Vaya sorpresa…

Por lo demás: a seguir manteniendo la calma. Ya le llegará también a usted y a su campaña la disrupción. No hay que ser impacientes. Igual aplazamos esa disrupción para el año que viene. Pues aún nos queda todo 2016, virgen, por delante. Y entonces sí lo disruptamos. ¿Le parece? ¿Prometido?

¡Pare! Como que no le creo ninguna palabra. Usted va a seguir como lo ha hecho hasta ahora. Según el cómodo lema: así lo hemos hecho siempre. Venga, pues hagamos de nuevo lo de la banderita."

Se lo dice el maestro de la reflexión crítica sectorial (T. Koch). Que tanta falta le hace a un sector que atraviesa jadeante, a toda prisa, un año tras otro. Sin apenas parar y reflexionar sobre lo que realmente sucede a su alrededor, las consecuencias que produce, lo que es mejorable o debe desecharse definitivamente. Siempre siguiendo alocadamente el último buzz o moda marketera. O no, y haciendo el letárgico "más de lo mismo".

foto2Esta semana llega un año nuevo. Momento ideal para pensar y abordar estrategias, ideas, conceptos y pensamientos, de cómo queremos que sea nuestra estrategia comunicativa y comercial en 2016 (para eso muchos celebramos la "Navidad tranquila de estilo contemplativo", como tan bien enseñan en los países/mercados que son referencia a seguir).

Y en ese sentido deseo dar las gracias a todo un gran sector y a unos actores del mercado, a los que desde este medio, este espacio, ruedas de prensa, intervenciones en eventos, con o sin ironía, con o sin cariñosa reprimenda constructiva, siempre actuando en pro del mejor marketing y comunicación publicitaria, me he encontrado/dirigido y que tanto me han dado en este intenso y fugaz 2015.

¡Gracias a todos! Un exitoso y feliz 2016, en lo personal, en lo marketero, en lo publicitario, le desea,

Javier Piedrahita
Fundador – Director

MarketingDirecto.com
[email protected]
Javier Piedrahita en Twitter, Facebook y LinkedIn
Si quieres recibir cómodamente en tu email el newsletter diario y esta editorial semanal, suscríbete aquí.

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

icemd

Compartir