líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Javier Piedrahita CEO & Founder de MarketingDirecto.com

Repensar la publicidad del 2023: ¿parar, reorientar o seguir igual?

Ya estamos en plena vorágine sectorial. Esta misma semana y tras recorrer recientemente los stands de marcas turísticas en la feria Fitur en IFEMA Madrid, este miércoles ya arranca nuestro primer streaming debate del joven año y el viernes toca cobertura y moderación de la mesa redonda anual en el evento Marketing Rocks en Palma de Mallorca. Esto se nos va animando por fin.

Lo que no quita que hagamos algunas importantes reflexiones en este comienzo del año nuevo como sector publicitario y en un momento relevante para repensar nuestro proceder en la comunicación comercial. Me gustaría para ello apoyarme hoy en una reciente columna escrita por Andreas Meffert, director de nuevo negocio en Nielsen Media.

Según Meffert, «ninguno de nosotros escapa al bombardeo constante de los muchos mensajes publicitarios. Sin embargo, la percepción de los mismos es más bien moderada, según un estudio de Nielsen sobre la aceptación de los consumidores en el mercado publicitario, para el que se encuestó a más de 2.500 personas mayores de 18 años en 2022. Muchos de los resultados del estudio deberían hacer saltar las alarmas en el sector. El 59% de los participantes en la encuesta afirma que ni siquiera retiene uno de cada diez contenidos publicitarios que encuentra a diario (hombres: 61%, mujeres: 57%). Solo el 3% de los encuestados afirma recordar más de la mitad de los omnipresentes mensajes publicitarios. Con la edad, la publicidad también llega cada vez menos a la gente, una constatación que también se manifiesta en otros muchos resultados.

Mientras que el 52% afirma disfrutar mucho de algunos anuncios, un porcentaje aún mayor (56%) considera que las pausas publicitarias son una buena oportunidad para hacer otras cosas durante ese tiempo. Solo el 18% presta toda su atención a los spots. Y en general, casi uno de cada dos (48 %) simplemente se siente molesto por los anuncios. Esta actitud afecta a todos los géneros y grupos de edad. En cuanto a la confianza en la publicidad, el 62% afirma que se ha mantenido igual en los últimos años. Pero ahora esta actitud parece tambalearse, porque al mismo tiempo el 20% de los hombres y el 17% de las mujeres (18% en total) afirman que la confianza ha disminuido.

¿Por qué disminuye la confianza en la publicidad?

Las razones de la actual pérdida de confianza son múltiples: dos tercios (67%) afirman que se promete más de lo que se puede cumplir. Casi la misma proporción (66%) cree que ahora le bombardean con publicidad con mayor frecuencia que antes. Para el 56% de los encuestados los mensajes difundidos y los productos mostrados son menos relevantes.

La tercera razón más citada para la pérdida de confianza (62%) es la creciente falta de fiabilidad de los mensajes publicitarios. La pérdida de credibilidad aumenta casi constantemente con la edad de los encuestados: hasta el 88% en el grupo de más de 65 años. Esto se debe a que cada vez hay más promesas que no se pueden cumplir y a que la publicidad presenta con más frecuencia mundos ilusorios alejados de la realidad (80% cada uno). Al igual que muchos consumidores también se cuestionan el sentido de su consumo y se quejan de que se anuncian demasiados productos que no son necesarios. Los hombres comparten esta actitud con bastante más frecuencia (85%) que las mujeres (76%). En cualquier caso, el 59% de los encuestados opina que la publicidad tienta a la gente a comprar cosas innecesarias (hombres: 56%, mujeres: 61%).

Otra razón de la pérdida de confianza es que el 54% de los encuestados afirma identificarse cada vez menos con las empresas y marcas anunciadas (hombres: 51%, mujeres: 59%). Esta pérdida de identificación aumenta con la edad hasta el 80%. La principal razón de la menor identificación es un alejamiento cada vez mayor de la realidad de las marcas y empresas anunciadas (85 %). El 83% también afirma que los contenidos publicitarios se utilizan más que en el pasado solo para dar una mejor imagen de las marcas y empresas, por ejemplo mediante el grenwashing».

Como bien explica el experto en Nielsen que hoy les he traído a mi espacio editorial, las alarmas han saltado y toca hacer las cosas de otra manera este 2023. Bueno sería tomarse esto en serio, atreverse, seguir y leer (y, ¿por qué no?, apoyar este nuevo año) a medios que sí le advierten en sus noticias diarias y eventos (premios sobrantes free), a los que se le invita a asistir o incluso participar.

Como es el caso de MarketingDirecto.com que en gran parte del 2022 fue por todo ello el trade press medio más leído/preferido por los actores del marketing y la publicidad en español, según el medidor oficial de los medios online GfK, aparte de ser el más útil para los anunciantes encuestados recientemente por la consultora publicitaria Scopen en su estudio «Agency Scopen 2022/23».

Quizás estos facts transparentes y verificables por las fuentes citadas (no inventados libremente sin fuente verificable alguna como hacen algunos), la manera de hacer nuestro trabajo informativo (tan burdamente copiada por los medios «me too»), la profesional actitud de la creciente plantilla (no replicable por simplemente llevarse a alguien a «medios celosos» que intentan así el camino fácil para «chupar» el know how de estos 24 largos años de MD.com) haga que más de un actor del sector prefiera estar este año bien arropado en el original y líder portal MarketingDirecto.com y en sus eventos satélite.

Podría ser, ¿no? Por si acaso me permito adjuntarle un link directo a nuestro media kit actualizado.

Con mucho gusto nos gustará contar con usted también en 2023 no solo como lectora o lector, sino como difusor de sus contenidos comerciales desde nuestro medio.

¡Vamos a por este 2023!

Javier Piedrahita
CEO & Founder
MarketingDirecto.com
javier@marketingdirecto.com
Javier Piedrahita en TwitterLinkedIn

Si quieres recibir cómodamente en tu email el newsletter diario y este editorial semanal, suscríbete aquí.

 

¿Quién gobierna las emociones del consumidor en el Blue Monday?AnteriorSigueinteEn busca de la omnicanalidad: beneficios y estrategias

Contenido patrocinado