Ben McInerney Head of Innovation de Wavemaker Global

Cómo el comercio electrónico social transformará el curso del amor en San Valentín

San valentinOtro día de San Valentín que se ha terminado y, sin duda, una gran cantidad de anillos brillantes siguen ensuciando nuestros feeds de Facebook e Instagram. Después de todo, el 14 de febrero es la segunda fecha pico más grande para comprometerse, después de Navidad.

La mayoría de las veces, ese anillo llega al dedo de una novia después de un período considerable de reflexión agonizante. Esta es, por supuesto, una de las compras más importantes que hacen las personas en sus vidas. Y eso trae consigo un viaje de compra relativamente único. Para empezar, la fase de consideración es mucho más larga que la típica para la mayoría de los productos. El proceso de decidir qué anillo comprar requiere un promedio de 23 días. Según nuestra investigación de Wavemaker Momentum, esto es casi ocho veces más alto que los tres días pasados ??en la decisión de compra en torno a las fragancias masculinas y femeninas (el regalo más típico en estas fechas).

Probablemente se deba a que se requiere una gran cantidad de conocimientos específicos al comprar un anillo de compromiso. Y comprar el anillo en sí no suele ser algo que la gente haga sola. Nos gusta consultar con otras personas, aunque de manera discreta (expertos en joyas o un amigo o familiar cercano) antes de realizar la compra.

Esto puede hacer que tanto la venta física como la búsqueda online sean frustrantes. Sé por experiencia lo que es caminar por Hatton Garden y sentirse abrumado por docenas de joyeros que venden anillos de compromiso, lo que me llevó a comenzar a buscar online; sin embargo, estaba solo, y fue difícil establecer una relación con un joyero para obtener el consejo correcto, y mucho menos hablar con alguien de confianza para una segunda opinión.

Ahí es donde entra la tecnología. Y esto tiene implicaciones para el customer journey de toda la categoría de moda y lujo, no solo para los anillos de compromiso. La tecnología ha habilitado lo que he llamado 'comercio electrónico social': conversaciones en vivo con varias personas en sitios web y aplicaciones que están configuradas para cambiar radicalmente la forma en que hacemos compras.

Las nuevas empresas tecnológicas emergentes, como Gamitee, te permiten invitar a otras personas a su sesión web / aplicación a través de WhatsApp y Messenger para que puedas discutir la compra en el sitio / aplicación del minorista en tiempo real. Esencialmente, es como ir de compras con tus amigos, familiares o colegas, pero lo estás haciendo online en lugar de hacerlo en una tienda física, de ahí la etiqueta de comercio electrónico social.

Esto es algo que aún no ha llegado al Reino Unido: lo estamos utilizando principalmente en sectores como viajes y bricolaje en mercados como Francia e Israel. Pero el potencial para el sector de la moda y el lujo es significativo. En el caso del anillo de compromiso, es un proceso complejo de toma de decisiones, y poder hablar con las personas para respaldar su selección en un entorno discreto (a través de su ordenador portátil o dispositivo móvil) facilita la compra.

La oportunidad para ambas marcas y minoristas es inmensa. Gamitee, y la compañía de comercio electrónico social similar iAdvize, han informado de que las tasas de conversión aumentan hasta diez veces más en los compradores que interactúan a través de su tecnología. El comercio electrónico social también tendrá un gran impacto en la duración del customer journey, ya que el proceso de 23 días para comprar un anillo de compromiso podría acortarse drásticamente, lo que es importante para los joyeros y minoristas que utilizan esta tecnología, ya que les brinda una ventaja competitiva sobre los que no la usan.

También hay otra aplicación poderosa del comercio electrónico social: la capacidad de recopilar datos y crear perfiles de usuarios que nos permitan crear viajes de compra de seguimiento. Esta es una opción especialmente atractiva en el caso del anillo de compromiso, que en teoría debería ser un viaje de compra único en la vida. Una vez que un consumidor ha comprado un anillo de compromiso, utilizando datos, se abre la oportunidad de llevar a alguien a un nuevo viaje de compra, alentando la venta de, por ejemplo, un anillo o collar de la eternidad cuando sea el momento adecuado.

Las compras de moda y lujo a menudo requieren mucha investigación y consideración. El papel del comercio electrónico social debe reducir esa carga para el comprador, reducir la duración del viaje del cliente, al mismo tiempo que aumenta las ventas y brinda la oportunidad de repetir compras. Su aparición también podría eliminar, ya en 2020, la incertidumbre de los portadores de anillos nerviosos antes del Día de San Valentín.

Ben McInerney, Head of Innovation de Wavemaker Global

Te recomendamos

ATRESMEDIA

Enamorando

Yoigo

Podcast

trident

Compartir