Rojo como el océano rojo

Los descuentos y beneficios son cada día más, al punto de abrumar al cliente.

Tanto los supermercados, bancos, tarjetas, compañías de seguros y otros los aplican hasta con especialización de día.

Las empresas buscan dar el mejor precio, el mejor descuento y en este afán van derecho por el camino de la competencia de precios llegando a una guerra de precios enmarcado en el denominado “océano rojo”

En este camino las empresas pierden la sensibilidad con el cliente. Las ofertas comienzan a perder de vista los verdaderos deseos de los clientes y solo apuntan a su bolsillo.

La verdadera motivación en el proceso de compra va mucho más allá del precio, (no poco importante) y su descuento; contempla deseos, valores, estilos de vida y otros factores a los que se suma un buen precio percibido.

Se está viendo cada vez mas como el precio es la punta de lanza y los otros componentes que hacen a la motivación de compra del cliente son solo elementos decorativos que son investigados y desarrollados en piloto automático.

Muchas de esas empresas comienzan a tener números rojos igual al océano rojo donde se fueron introduciendo.

¿Sera que el cliente quiere algo más que un buen precio?

¿Podrán, aquellas empresas que lo deseen, cambiar el rumbo del barco para salir del océano rojo y conformar una oferta de valor? --- (Marcelo Lamas)

Marcelo Lamas

www.sensorystorage.com
@mhlmarcelo
Te recomendamos

Cannes

Regalos Ecology

Experiencias

Atresmedia

Compartir