Publicidad

Donald Trump echa pestes sobre Nike y Kaepernick

Donald Trump responde (por fin) a la polémica de Nike y Colin Kaepernick

Se ha hecho esperar pero ha llegado por fin. Donald Trump se ha pronunciado a través de Twitter sobre la polémica de Nike y Colin Kaepernick.

Donald TrumpLa última polémica de Nike, que ha elegido como rostro para su campaña “Just Do It” al jugador de la NFL que se negó a levantarse para escuchar el himno de Estados Unidos, Colin Kaepernick, no estaba completa sin la intervención del hombre más polémico del país norteamericano. Donald Trump no ha tardado más que unos días en responder (muy duramente) a la elección de la compañía.

El presidente estadounidense se ha pronunciado a través de su medio favorito: Twitter. Y, ya que ha encendido la red social, lo ha hecho bien. “Al igual que la NFL, cuyas audiencias han bajado mucho, Nike se está matando absolutamente con furia y boicots. Me pregunto si tenían alguna idea de que sería así. En lo que se refiere a la NFL, solo me parece difícil de ver, siempre lo hará, hasta que se levanten para la bandera”, afirma en un tuit.


Pero las dos marcas implicadas en la declaración de Donald Trump, Nike y la NFL, son en todo caso aliados incómodos. Nike firmó un contrato con la liga de fútbol americano de ocho años pero después se asoció públicamente con Kaepernick, que acaba de demandar a la liga.

De todos modos, lo que más llama la atención no es la asociación incómoda que hace el presidente. Son los datos que ofrece a sus seguidores.  Aparentemente, lo que dice es cierto. No es ningún secreto que las audiencias de la NFL han bajado y que las redes sociales se han llenado de furia después de la asociación entre Nike y Kaepernick. Pero, echando un vistazo a los datos puros y duros, parece que ambas marcas están en buenas posiciones en Wall Street como para sobrellevar esta crisis.

En primer lugar, aunque la audiencia de la NFL ha disminuido un 7,8% en 2016 y un 9,7% en 2017, hay que tener en cuenta que los datos generales de la televisión no son buenos, según Adweek.com. Es decir, quizás las protestas de los jugadores tengan algo que ver con la disminución de la audiencia, como parece indicar Donald Trump, pero parece más una causa del desliz general del medio.

En cuanto a Nike, es cierto que el precio de sus acciones cayó un 3,9% después del nombramiento de Kaepernick como nueva imagen de su campaña. Pero desde entonces, las acciones se han mantenido. De hecho, los inversores no tienen demasiado de lo que quejarse puesto que sus acciones han crecido más de un 27% en lo que va de año, incluyendo el descenso citado.

“Con el tiempo, creemos que el poder de los mensajes de esta nueva y más amplia campaña tenderá a eclipsar cualquier reacción potencial a corto plazo, desde nuestro punto de vista”, señala el analista de Oppenheimer, Brian Nagel. “Se trata de una empresa que no tiene miedo de tomar partido. Forma parte de la marca ser controvertidos y dar a conocer su nombre”, añade Tom Stringfellow, de Frost Investment Advisors.

 

Te recomendamos

Energy Sistem

School

Podcast

BTMB18

Compartir