líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Al humor se le congela la sonrisa en la publicidad (que no es tan risueña como antes)

Marketing y PublicidadEl humor en la publicidad está marchitándose

El humor pierde fuelle en la publicidad

Al humor se le congela la sonrisa en la publicidad (que no es tan risueña como antes)

Esther Lastra

Escrito por Esther Lastra

La publicidad que se arroja en los brazos del sentido del humor ha emprendido la cuesta hacia abajo desde la entrada en escena de la pandemia.

Los anuncios permeados de sentido del humor han sido durante mucho tiempo los favoritos del consumidor y se ufanan también de ser los que echan raíces más profundas en la memoria de la audiencia. Sin embargo, y pese a predilección del consumidor por los anuncios de corte humorístico, lo cierto es que la publicidad que busca de manera deliberada la carcajada en el espectador parece haber emprendido la cuesta hacia abajo desde la entrada en escena de la pandemia. Así lo pone al menos de manifiesto un reciente estudio de Kantar.

Si bien el uso de publicidad de naturaleza divertida y desenfadada protagonizó un notable prolapso desde la recesión económica de 2009, los anuncios humorísticos habían resurgido ligeramente en los años previos a la crisis del coronavirus. Sin embargo, desde 2020 se aprecia en la industria publicitaria un considerable incremento en los anuncios huérfanos de todo sentido del humor.

En los anuncios puestos bajo la lupa por Kantar solo una tercera parte incorpora alguna forma de humor. La televisión es en todo caso el canal publicitario mejor avenido con la diversión. El 37% de la publicidad que se abre paso en la pequeña pantalla alberga en sus entrañas alguna forma de humor. Esta proporción se reduce al 30% en YouTube, al 28% en los canales digitales y al 24% en Facebook e Instagram.

Pese a que su uso está languideciendo, la risa es muy eficaz en la publicidad

El declive en el uso del sentido del humor en la publicidad llama poderosamente la atención si tenemos en cuenta que los propios datos de Kantar revelan que los anuncios entreverados de comicidad son más expresivos y logran más reacciones en la audiencia que aquellos que renuncian a la carcajada.

Conviene hacer notar, de todos modos, que el atractivo del humor en la publicidad es en buena medida deudor de la forma en que este busca la carcajada en el espectador. El humor de tipo visual (también conocido como «slapstick») es en términos generales el más utilizado en la publicidad. El 45% de los anuncios cómicos se apoyan en este tipo de humor.

Sin embargo, en TikTok el humor en la publicidad tiende a ser más rápido y satírico, mientras que en Facebook y en Instagram el humor es más personal, lo que ayuda a crear conexiones emocionales con la audiencia. Por su parte, en YouTube el humor en la publicidad se apoya más en las historias y se cobija también en formatos más largos.

 

La inversión publicitaria no pierde ritmo y crece un 11% este eneroAnteriorSigueinteGreenpeace "hackea" el videojuego GTA para mostrar allí el calamitoso impacto del cambio climático

Contenido patrocinado